«La expedición de Coronado», por Augusto Ferrer-Dalmau
«La expedición de Coronado», por Augusto Ferrer-Dalmau

Ferrer-Dalmau representa a España en una exposición de pintores de batallas en París

MADRIDActualizado:

Los pintores del Ejército, herederos de los pintores de batalla creados bajo Luis XIII en el siglo XVI, tienen como misión poner su arte al servicio del Ejército de la Tierra, recordando su compromiso presente y pasado, el sacrificio de sus soldados y los valores de honor, fidelidad, valor, abnegación y camaradería que transmite, un «espíritu guerrero» al servicio de la Nación. Francia continúa con esa tradición y, cosa poco conocida, realiza una exposición bianual para dar a conocer las obras de los artistas de este género, cada día más popular. La próxima muestra será en París, en el Museo Nacional de los Inválidos, como se viene celebrando desde 1985.

En este año 2019, año del centenario de la conmemoración de la victoria de los ejércitos aliados en la Primera Guerra Mundial, con ocasión del XXI salón que tendrá lugar del 13 al 19 de mayo, el Jefe de Estado Mayor del Ejército de Tierra, el General de Ejército Jean-Pierre BOSSER, desea abrir este evento a la escena internacional. Por primera vez se inclurán pintores de otros países, con una mentalidad de apertura internacional y por ello, en esta edición, además de representantes del Reino Unido participará un representante por España.

Será Augusto Ferrer-Dalmau quien participe en esta ocasión representando a España, a través de la convocatoria del General Dominique Cambournac, delegado de Patrimonio del Ejército de Tierra francés. El ya conocido en España como «pintor de batallas» ha sido invitado a mostrar en París tres de sus obras, «La expedición de Coronado», La carga de «La degollá» y «La despedida».