La esencia de Annie Leibovitz
Annie Leibovitz, inusualmente retratada por Susan Sontag /SUSAN SONTAG

La esencia de Annie Leibovitz

EFE |
MADRIDActualizado:

Un libro y una exposición dan a conocer al público madrileño de una manera muy amplia la obra de la norteamericana Annie Leibovitz (Connecticut, 1949), considerada la fotógrafa viva más importante del momento y la mejor pagada. "Vida de una fotógrafa. 1990-2005", el primer libro publicado en castellano de Annie Leibovitz y editado por Lunweg, hará las veces de catálogo de la exposición que se inaugura hoy en la Sala Alcalá 31, dentro del programa oficial de PhotoEspaña, y en la que se podrán contemplar 200 obras entre las que se encuentran algunos de sus retratos más famosos.

Con 480 páginas y un amplio formato, el libro propone un recorrido por lo más destacado de la obra de esta autora, desde sus retratos de personajes famosos hasta imágenes de la propia familia Leibovitz, así como un reportaje sobre Sarajevo en los años 90 o diversos paisajes.

Annie Leibovitz ha escrito los textos que ilustran tanto el discurso visual que conforma el libro como las experiencias que le acompañan en su creación de esos años, en la que juega un papel muy importante su relación con la escritora y ensayista Susan Sontag.

Sin renunciar a ninguna de las etapas de su trabajo, la artista afirma en la introducción de la obra que no tiene dos vidas, "la vida es una, y las fotografías personales y aquellas que hice por encargo forman parte de ella". Leibovitz afirma en la introducción que la revisión de las imágenes para el montaje de la obra ha tenido algo de excavación arqueológica, y sobre todo en lo que respecta a las fotografías que no pertenecían al campo de la publicidad, de las que ni siquiera sabía de cuantas disponía.

Vida personal y profesional

Tras la muerte de Susan Sontag, su compañera durante los años reflejados en este libro, y con la intención de confeccionar un pequeño libro "encontré muchas cosas que no recordaba, o que tal vez ni siquiera había visto. Empecé a mirar todas las fotografías que había hecho a mi familia". Al darse cuenta de que contaba con mucho más material personal que el que pensaba, se planteó inicialmente hacer una obra hecha a base de trabajo personal. "Estuve reflexionando un tiempo y decidí que el trabajo personal separado del resto no constituía en realidad una auténtica panorámica de los últimos quince años".

Por ello, en un recorrido por las imágenes, dispuestas de una forma más o menos cronológica, se pueden contemplar fotografías muy conocidas de Nelson Mandela, Brad Pitt, Johnny Deep con Kate Moos, Quentin Tarantino, Arnold Schwarzenegger, Cindy Crawford, Sylvester Stallone, Milkhail Baryshnikov y Rob Besserer, Mark Morris, Holly Hunter, Keith Richards, Patti Amith, Mick Jagger, Michael Jordan o Demmi Moore embarazada. Y junto a ellas, y en mayor número, aparecen numerosas imágenes de Susan Sontang, fotos muy íntimas y personales, del padre de Annie, de su madre, y de otros familiares.

Estudiante de pintura en el San Francisco Art Institute, Leibovitz fue fotógrafa jefe de la revista Rolling Stone, se incorporó posteriormente a Vanity Fair y después a Vogue. Es autora de influyentes campañas publicitarias y su obra ha sido expuesta en importantes museos y galerías. "No soy periodista. Un periodista no toma partido, y a mí no me interesa adoptar esta actitud en la vida. Como fotógrafa, poseo una voz mucho más convincente cuando deseo expresar mi punto de vista", afirma la autora en la amplía introducción en la que relata toda la gestión del libro, que coincide con la muerte de Susan y con la de su padre.

"No me di cuenta hasta más tarde de que el trabajo del libro había intensificado mi aflicción. De todo lo que he hecho en mi vida, ésta es la tarea que más se ha acercado a mi esencia".