«La Virgen del Pilar», de Goya
«La Virgen del Pilar», de Goya - ABC

Barcelona pide una comisión judicial para recuperar un Goya y un Greco del legado de Muñoz Ramonet

El Ayuntamiento asegura que estos cuadros forman parte del legado que el empresario dejó a la ciudad y sus hijas «se han negado a cumplir y obedecer las resoluciones judiciales»

EFE
Actualizado:

La Fundación Muñoz Ramonet, dependiente del Ayuntamiento de Barcelona, ha reclamado al juzgado que una comisión judicial tome posesión de los cuadros de Goya y El Greco que el empresario fallecido Julio Muñoz Ramonet legó a la ciudad, según ha informado el Instituto de Cultura de Barcelona (ICUB).

El pasado 24 de julio el juzgado de Primera Instancia número 1 de Barcelona dictó una interlocutoria que fue notificada cuatro días después a las representaciones de Carmen, Isabel, Alejandra y Helena Muñoz Villalonga y de Culturarte S.A. que les requería la entrega de los cuadros «La Virgen del Pilar» de Goya y «La Anunciación» de El Greco en el plazo de un mes, siendo el mes de agosto inhábil judicialmente.

La Fundación Muñoz Ramonet asegura que estos cuadros forman parte del legado que Julio Muñoz Ramonet dejó a la ciudad de Barcelona, y «las hijas del empresario y Culturarte S.A se han negado reiteradamente a cumplir y obedecer las diferentes resoluciones judiciales». Por ello, la interlocutoria ya advertía que, en el caso de no cumplimiento, «acordar la entrada en lugar cerrado, con auxilio de la fuerza pública, si fuera necesario» y también disponía que «a las partes ejecutadas, se advierte del uso de medidas de constreñimiento personales o multas pecuniarias».

El plazo del requerimiento del juzgado para la entrega a la Fundación Muñoz Ramonet de los dos cuadros concluyó ayer y por esta razón la Fundación ha presentado hoy un escrito en el juzgado en el que pide la entrada de una comisión judicial en el domicilio de Isabel Muñoz Villalonga, que tiene las obras en calidad de depósito judicial, y tome posesión de los dos cuadros para ponerlos a disposición de la Fundación.

Esta actuación hará necesario un exhorto en el Juzgado de primera Instancia que corresponda de Madrid e incluirá la autorización para proceder a la entrada y de pedir el auxilio de la fuerza pública. Asimismo, en caso de no encontrarse las dos obras de arte en este lugar, el secretario judicial del juzgado madrileño deberá interrogar a la hija de Julio Muñoz Ramonet o a las terceras personas que se encuentren en el interior del inmueble, para que manifiesten si estas obras están en su poder y dónde se encuentran, con la advertencia de incurrir en desobediencia.

El escrito también pide que acuerde simultáneamente imponer con carácter solidario a las partes ejecutadas una multa por un importe de 100.000 euros por cada mes que pase sin devolver los cuadros. Según un inventario que el Ayuntamiento de Barcelona hizo público recientemente, faltan 672 obras y objetos artísticos entre pintura y dibujo (367), miniaturas (260), material arqueológico de vidrio (17), esculturas de marfil (20) y esculturas polícromas en madera (8), a las que se deben añadir 181 objetos diversos, con lo cual el total de piezas reclamadas asciende alrededor de un millar.

Además de los cuadros de Goya y El Greco, entre las ausencias pictóricas destacan «Escena de la vieja tauromaquia», de Eugenio Lucas; «Busto de dama», de Sánchez Coello; «Retrato del Conde de la Nova« y «Retrato de condesa de Figueiro», de Juan Pantoja de la Cruz; tablas góticas de Lluís Borrassà y obras de Alonso Cano, Ribera, Lucas Giordano, Sorolla o Marià Fortuny.

El Ayuntamiento también reclama Retrato de Felipe V», de Jacint Rigaud; un retablo gótico de Gonçal Peris, el Tríptico de Santa Caterina de Mateu Ortoneda (siglo XV); «Retrato del emperador Napoleón III de Francia», de Winterhalter; «Olivares», de Anglada Camarasa; o «Retrato del cardenal Pascual de Aragón», de Juan Carreño de Miranda.