MARIA VON TRAPP

Una monja muy rentable

J. B.
Actualizado:

En 1949, dos años después de enviudar, Maria von Trapp publicó un libro de memorias, titulado «The story of the Trapp family singers»; en él contaba las peripecias de su familia, procedente de Austria, de donde tuvo que huir tras la subida al poder del nazismo. Antes de que Richard Rodgers y Oscar Hammerstein lo convirtieran en un musical, el libro ya había inspirado dos películas austro-alemanas.

Maria von Trapp se llamaba en realidad Maria Augusta Kutschera y había nacido en el tren, mientras sus padres viajaban desde el Tirol hasta un hospital de Viena. Su historia la narraron con gran fidelidad el musical y la posterior película: ingresó como novicia en la abadía de Nonnberg, un convento de monjas benedictinas en Salzburgo (Austria), y allí se le pidió que fuera la maestra de los siete hijos del comandante de la Armada Georg Ludwig von Trapp, que había quedado viudo poco antes. La religiosa y el militar se enamoraron, y aquella abandonó el convento para casarse con él.

Gracias a la película de Robert Wise, la familia Von Trapp es universalmente conocida. Maria murió en 1982, pero varios de sus descendientes siguen todavía vinculados a la música. Del éxito del filme hablan las cifras: ajustando la recaudación a la evolución de la inflación, sólo en Estados Unidos ha generado unos ingresos superiores a los mil millones de dólares. En 2001 la Biblioteca del Congreso lo incluyó entre los títulos que habían de preservarse y la declaró «cultural, histórica y estéticamente significativa».

En cuanto al musical, lo han visto, según los productores españoles, 45 millones de espectadores en 24 países. Andrew Lloyd Webber montó en Gran Bretaña recientemente una nueva producción, cuya protagonista femenina fue elegida a través de un «reality show» televisivo de la cadena BBC, titulado «How do you solve a problem like Maria?», título tomado de una de las canciones de la obra.