El pulso del planeta

La no invasión del Área 51

Las autoridades del estado de Nevada (EE.UU.) advierten contra una inesperada concentración de fanáticos de los alienígenas en la base secreta de Nellis

María Estévez
Actualizado:

Asalto, invasión, quedada o festival. Sin una idea clara de qué tipo de evento se trata, miles de personas viajaron ayer a Nevada, concretamente a la base militar de Nellis, para intentar entrar en la llamada «autopista extraterrestre» que conduce hacia la secreta Área 51. Los amantes de las teorías conspiratorias y los entusiastas de los alienes participan así en una convocatoria producto de una broma.

Matty Roberts estaba aburrido en su casa antes de acostarse, cuando decidió ir a su pagina de Facebook y escribir. «Arrasemos el Área 51, No pueden detenernos si vamos todos». Cuando Roberts despertó, su mensaje era viral, había saltado de Facebook a Twitter, y de ahí a Instagram, a Snapchat. Todas las redes se hicieron eco y dos millones de personas se apuntaron a la invitación. El mismo creador se echó para atrás al poco tiempo y borró la pagina, pero el evento ya estaba planeado y las autoridades de Nevada en alerta ante la inminente llegada el 20 de septiembre de miles de curiosos con intención de entrar en la base y crear una situación de inestabilidad en mitad del desierto.

Prohibido el paso

Sin duda a la gente le gustan las películas, hasta el punto de que hoy en día todos parecemos interesados en crearnos la nuestra. Ni los militares ni las autoridades de Nevada estaban por la labor de dejar que nadie se acerque, ni remotamente, a la base militar. De hecho, a la Fuerza Aérea Norteamericana la broma no le ha caído bien y prometió «proteger América y su territorio de cualquier injerencia». Roberts, que tras su alarma inicial vio una forma de lucrarse con el evento, le lavó la cara y lo llamó «Alienstock», un festival dedicado a los extraterrestres en la ciudad de Rachel, que es una de las ciudades más cercanas a la base. Sin embargo, por miedo a que se convirtiera en un desastre humanitario, según sus propias palabras, decidió cancelarlo en el ultimo momento. «La falta de infraestructuras y la posibilidad de no mantener a salvo a más de 10.000 personas nos hizo cancelar el festival», ha dicho dijo Roberts en un comunicado.

Pero «Alienstock» ya estaba en marcha en Rachel, al igual que otros eventos en la ciudad cercana de Hiko. Las autoridades temen que la multitud se atreva a traspasar los límites de la base y con ello pongan en riesgo sus vidas. «Estoy convencido que podremos detenerles por su propio bien, pero solo 5.000 personas ya son más del doble del tamaño del contado», ha dicho o el portavoz de la Policía del condado. Área 51

No fue hasta el año 2013 cuando el entonces presidente Barack Obama reconoció la existencia de Área 51, una base secreta en mitad del desierto de Nevada que se creo en los años 50 como laboratorio de pruebas nucleares. La base se ubica en Groom Lake, un lago seco a 135 Kilómetros al norte de Las Vegas. Lo que aquí ocurre es extremadamente secreto y hay señales a 25 kilómetros de distancia avisando de que está prohibido el paso. Además, es ilegal sobrevolar la zona.