La increíble historia del portaaviones «Ark Royal», hundido en 1941

J. G. C.MADRID. La noticia es de 1941, pero corre como la pólvora estos días. Tal vez Odyssey también haya estado investigando en las proximidades de un pecio de la Segunda Guerra Mundial, en la costa

Actualizado:

J. G. C.

MADRID. La noticia es de 1941, pero corre como la pólvora estos días. Tal vez Odyssey también haya estado investigando en las proximidades de un pecio de la Segunda Guerra Mundial, en la costa de Estepona, según confirmaba ayer el abogado Lorenzo Sarmiento a ABC.

Un portaaviones británico, el «Ark Royal», hundido en 1941 por el impacto del torpedo alemán, yace a escasas 20 millas de la costa de Gibraltar. En 2002, la BBC patrocinó un documental sobre su localización y en la operación participaron barcos dotados de la mejor tecnología disponible.

Los restos, y toda la zona circundante, fueron escaneados durante semanas con sónar de barrido lateral. Lo cierto es que el área con sus restos es muy amplia. La posición de la torre del «Ark Royal» es 36º 21´ 961´´ Norte y 5º 7´ 941´´ Oeste.

Las imagenes recopiladas por AisLive en los últimos meses reflejan que el «Odyssey explorer» podría haber estado realizando prospecciones no lejos de donde yace el «Ark Royal». Debido a la continua falta de información de la empresa «cazatesoros», muchos se temen que, durante la investigación del entorno del portaaviones británico hundido, el sónar de barrido lateral, capaz de cartografiar las más sutiles irregularidades del fondo marino, podría haber detectado restos de otros pecios más antiguos, galeones españoles casi todos ellos, y que esa información hubiera llegado a Odyssey, que lleva años en la zona.

De confirmarse esta hipótesis, el acuerdo de la empresa con Gran Bretaña para la búsqueda del «Sussex» podría provocar un roce diplomático entre España y Gran Bretaña.