El Festival de San Sebastián pasa revista fotográfica a medio siglo de una historia de cine

El Festival de Cine de San Sebastián inaugura hoy en el Círculo de Bellas Artes una exposición restrospectiva que estará abierta al público hasta el día 17 de junio. El título, «1000 Imágenes», invita a hacer un recorrido por la historia del certamen. «Es una exposición para curiosos y espías. El que no investigue no va a ver nada», declara Diego Galán, ex director del festival y ahora comisario de esta muestra.

MADRID. José Eduardo Arenas
Actualizado:

La 49 edición del Festival Internacional de Cine de San Sebastián, que se celebra del 20 al 29 de septiembre ya tiene preparado todo, hasta el cartel. El certamen inaugura una nueva etapa en su ya larga historia. Uno de los cambios es el relevo de Diego Galán como director, que da paso en el puesto a Mikel Olaciregui, con el que ha trabajado en las últimas ocho ediciones.

Aprovechando que queda un año para celebrar el 50 aniversario, hoy se inaugura en el Círculo de Bellas Artes de Madrid la historia del festival con una gran exposición fotográfica retrospectiva del último medio siglo, de la que es comisario Diego Galán. Esta exposición, «1000 Imágenes», se presentó por priemra vez en la pasada edición del encuetro cinematográfico en la nueva sala del Kursaal donostiarra. Tuvo más de 10.000 visitantes durante las seis semanas que estuvo abierta. «1000 Imágenes» nace con un espíritu itinerante: Barcelona, Sevilla y La Coruña son las próximas ciudades.

No se trata de una exposición tradicional. Su creador, Juan Ramón Martín, ha diseñado un entorno interactivo con cajas y bloques que no desvelan su contenido. Estuches colgados del techo donde uno puede toparse con el restro de Bette Davis o Liz Taylor, torres de más de dos metros de altura, con cajones y puertas que esconden, como en un álbum de fotos, instantáneas de actores, actrices y directores que han pasado por el certamen. «Es una exposición para curiosos y espías», asegura Diego Galán.

La documentación, selección y contenidos de la muestra corre a cargo de Carmen Izaga, quien que recibió el encargo de Diego Galán hace casi tres años, de buscar, seleccionar y documentar las mejores fotografías que se encontraban en el archivo del festival guardadas en cajas de cartón rotuladas con el año de producción. Ese mar de imágenes estaban casi todas sin firma y no había negativos para reproducir. Para complementar esa tarea y supervisar los pies de foto se ha contado con la colaboración de Jaume Figueras. Después de ver terminado el trabajo, Carmen reconoce que lo más importante no es sólo mostrar caras conocidas, el glamour o el recuerdo de los que pasaron por el certamen, sobre todo es interesante el estudio de nuestra sociedad, su evolución y los contrastes: «Buñuel y Ana Mariscal del brazo, con lo opuesto de sus posturas políticas; todo el teatro mirando al palco de doña Carmen Polo de Franco mientras Spielberg o Harrison Ford pasaban inadvertidos; el profundo contraste del final de los setenta cuando a todos sorprendía el atuendo y las pintas de Imanol Uribe y Ovidi Montllor. Cómo sorprende poder ver a los artistas en los sesenta y setenta en actitudes relajadas. Son tiempos en los que los actores o directores, las estrellas, no llevaban guardaespaldas y venían a los festivales con ánimo de disfrutar de la ciudad. No se proyectaban tantas películas ni había muchas ruedas de prensa a las que responder, así que hacían vida de turistas. Me gusta poder ver a Peter Sellers en bañador tomando el sol o a Hitchcock paseando. O descubrir que Orson Welles también estuvo por aquí. Tiempos en los que los fotógrafos no eran “el enemigo” del famoso, sino más bien su aliado».

El Festival de Cine de Donostia-San Sebastián quiere así rendir homenaje a cuantos figuran en su historia, confiando en seguir siendo durante los próximos años el fascinante espejo de nuestro cine y de nuestro tiempo.

El actual director del Festival, Mikel Olaciregui, está encantado de llevar la exposición a varias ciudades de nuestro país, a pesar del importante coste que significa para la organización. Los patrocinadores que ayudaron a su montaje reconocen que ayudar a guardar la memoria del Festival de Cine de San Sebastián es una tarea que debe enorgullecernos a todos.

Por otra parte, hace unos días, la página oficial del Festival Internacional de Cine de Donostia-San Sebastián ha resultado ganadora en los Premios iBest 2001 España, como web más popular entre los internautas en la categoría de cine. Este galardón que nació en Brasil hace cinco años y que ha concluido su segunda edición en España con 5.241 páginas web registradas en 37 categorías, es el premio más prestigioso concedido en Internet y destaca la originalidad, servicios y productos que ofrece la red de redes en cada modalidad.