El Cipotegato de Tarazona o la Cordà en Paterna, dos insólitas tradiciones de las fiestas veraniegas

Para ser un arlequín tricolor al que todo el pueblo dispara tomates hay que apuntarse a un sorteo...

Actualizado:

Para ser un arlequín tricolor al que todo el pueblo dispara tomates hay que apuntarse a un sorteo y salir elegido. Porque ser el Cipotegato es un orgullo para cualquier vecino de Tarazona.  Sergio, de 22 años, se lo dedica a  sus abuelos fallecidos. Así han empezado las fiestas en este municipio zaragozano. Y pólvora, casi una tonelada, es la que ha quemado Paterna esta madrugada. Se han lanzado 2.500 cohetes por minuto, y aunque se han extremado las precauciones, la Cordà deja 21 heridos leves. Todos dispuestos a avivar las tradiciones. -Redacción-