Una «Aida» de museo en los albores del siglo XXI

BARCELONA. P. M.-H.
Actualizado:

A partir de mañana, el Liceo recibe el título verdiano de «Aida», en la histórica escenografía de Josep Mestres Cabanes, montaje que se estrenó en 1945 y que se salvó milagrosamente de ser destruída en el incendio del Liceo en enero de 1994, una joya de la escuela teatral catalana restaurada después de cuatro meses de trabajo en el que se han empleado seis kilómetros de madera y cientos de kilos de pintura y papel.

Calificada por Joan Matabosch, director artístico de la casa, como un «auténtico tributo a la tradición», esta visión del género operístico de mediados del siglo pasado se presentará teniendo como principal atractivo la recuperación de esta espectacular escenografía, «el punto culminante de la trayectoria de Josep Mestres Cabanes», según palabras de Isidre Bravo, comisario de la exposición «Verdi i l´escenografia a Barcelona, 1844- 1945» que albergará el Liceo hasta el próximo 31 de mayo, fecha de la última representación de «Aida».

La visita al museo impresionará, ya que la obra de de Mestres Cabanes «es la de un maestro de una escuela que intenta reproducir la realidad pictóricamente, ennobleciéndola y mejorándola, reviviendo la experiencia de la mímesis griega, aquella que habla de mejorar la realidad a través del arte», apunta Isidre Bravo. A este lujoso trabajo visual en el que la perfecta sensación volumétrica de los telones brilla gracias al dominio de la perspectiva lineal, al perfecto «trompe l´oeil» y a la impresionante luz pintada, se une el toque actual del vestuario de Franca Squarciapino, de la cuidada iluminación de Albert Faura y de las coreografías de Ramón Oller, intentando que las propuestas sean armónicas con el entorno escenográfico.

En cuanto al reparto, Isabelle Kabatu y Susan Neves se alternarán en el papel de la esclava etíope; Gegam Grigorian y Boiko Svetanov encarnarán al engañado Radamès; Dolora Zajick, Elisabetta Fiorillo y Eugenie Grunewald interpretarán a Amneris, la hija del faraón; mientras que Amonasro, el padre de Aida, estará interpretado alternativamente por Juan Pons, Vicente Sardinero y Ned Barth, a quienes se unirán Stefano Palatchi, Roberto Scandiuzzi, Begoña Alberdi y Vicenç Esteve, todos bajo la dirección del director musical del Liceo, Bertrand de Billy.