De levitar ranas a premio Nobel
Una rana levita en un experimento de Geim - Lijnis Nelemans

De levitar ranas a premio Nobel

Andre Geim, nuevo Nobel de Física, no siempre ha tenido tanto éxito: hace diez años recibió el IgNobel por una absurda investigación

madrid Actualizado:

Se puede realizar la investigación más absurda del mundo y diez años después convertirse en premio Nobel. Andre Geim, flamante ganador del Nobel de Física 2010 junto a su colega Konstantin Novoselov por sus descubrimientos sobre el grafeno, recibió en el año 2000 el IgNobel, un premio que reconoce los estudios científicos más insólitos, absurdos y sin sentido -algo así como los Razzie de la ciencia-, por una investigación sobre la levitación de las ranas.

En aquella ocasión, Geim había conseguido hacer levitar una rana viva gracias a las fuerzas magnéticas. Ahora, ha ganado el Nobel de Física por sus hallazgos sobre el grafeno, un material excepcional, ligero, barato y flexible, que puede revolucionar los ordenadores y otros dispositivos electrónicos. Incluso podría sustituir al silicio en la fabricación de computadoras.

Geim, de 51 años, es la primera persona de la Historia en conseguir un premio Nobel y un IgNobel.