El Imdeec paró la marcha de su gerente por la auditoría que detectó irregularidades

El PP le hace seguir, ya que con su gestión se dieron parte de las deficiencias, pero el alto cargo se ha dado de baja

CÓRDOBA Actualizado:

El Instituto Municipal de Empleo (Imdeec) frenó en diciembre la salida del que es su gerente desde 2007, Francisco de Paula Oteros, por la auditoría que detectó en el periodo 2006-2010 en este organismo municipal retribuciones anómalas e irregularidades en la cobertura de puestos de trabajo. El gobierno local consideró que debía permanecer en el Instituto mientras se reestructura. Eso sí, su marcha llegó a estar muy cercana. En el consejo rector del 29 de diciembre se incluyó en el orden del día su cese, pero acabó retirándose. Tras saltar el escándalo a los medios, está de baja.

Hay que recordar la génesis de este documento de inspección. En enero de 2011, la Intervención General del Consistorio dictaminó que era necesaria una auditoría del Imdeec. Se contrató a una empresa externa que supervisó el periodo de 2006 a 2010. Tras recibir el trabajo de esta firma, el órgano de fiscalización municipal emitió un informe en octubre de 2011. A él se presentaron alegaciones y el propio gerente mandó también el 21 de diciembre un informe de la materia. En enero, el documento final de la Intervención pasó por la junta de portavoces y saltó a los medios. Es demoledor: detecta que empleados recibieron retribuciones fuera de convenio, que hubo pagos de honorarios extra de dudosa legalidad o que no se respetaron los principios de mérito, igualdad y capacidad al cubrir plazas. El gobierno local remitirá la documentación a la Fiscalía y al Tribunal de Cuentas.

La situación deja tocado el nivel de supervisión que ejercieron el anterior presidente del Imdeec, el socialista Valentín Priego, quien, eso sí, fue el que solicitó la auditoría, y el gerente. Ellos dos son quienes firmaban las nóminas. Oteros llegó al cargo a propuesta del PSOE en julio de 2007, poco después de asumir los socialistas, en el cogobierno con IU, este Instituto. Hasta entonces, era director general de Recursos Humanos en el Consistorio, del que es funcionario.

Y ahí era donde pretendía

volver. Según fuentes municipales, en octubre o noviembre —ya con la inspección de la empresa privada en manos de Intervención—, planteó «con muchísimo interés su deseo de dejar el cargo y regresar al Ayuntamiento». En principio, se le dio el «ok». De hecho, en el consejo rector del 29 de diciembre del Instituto se incluyó en uno de los puntos del orden del día su salida. Sin embargo, se acabó retirando. Las citadas fuentes municipales apuntaron que ello se debió a que «se decidió esperar hasta que tuviésemos las conclusiones de la Intervención y no se aprobó el cese».

Sin noticias de su vuelta

Añadieron que, cuando se «conoce el tema de la auditoría», «consideramos que es necesario que permanezca en el Instituto un tiempo, porque hay un trabajo pendiente de hacer y debe estar allí realizándolo». Dichas fuentes argumentaron que las irregularidades se produjeron con él en el cargo —de los cuatro años analizados, fue el gerente en dos y medio—. «Es una cosa que ha sido en su periodo. Lo lógico es que las resoluciones que haya que llevar a cabo las informe él», explicaron.

Estas fuentes indicaron que Oteros seguirá en este este organismo municipal «lo que haga falta» para terminar el trabajo que el gobierno local cree que hay que hacer en el Imdeec tras las deficiencias detectadas por la auditoría. Así, profundizaron, habrá que llevar una serie de resoluciones a su consejo rector buscando dotar de normalidad al Imdeec y procediendo a su reestructuración.

Se da la circunstancia de que el caso saltó a los medios el 13 de enero y el 16, según interlocutores del Imdeec, el gerente se dio de baja por enfermedad. «No tenemos noticias de cuándo se reincorpora», finalizaron.

Por su parte, el portavoz del grupo municipal del PSOE, Juan Pablo Durán, se posicionó ayer a favor de la petición de IU para que se constituya una comisión de investigación sobre el Imdeec. Fueron los socialistas los que lo dirigieron el pasado mandato. La propuesta

de la coalición está a la espera de que el PP decida. Para que salga adelante, se requiere mayoría absoluta y los populares la tienen.

De hecho, Durán recalcó que el PSOE y el anterior presidente del Imdeec lo que quieren es que se «depuren todas las responsabilidades y se subsane lo que dice la auditoría». Añadió que lo sucedido en el Instituto se conoce tras la investigación encargada por su anterior máximo responsable. «Se trata de una realidad que era absolutamente desconocida no sólo por los representantes políticos, sino también por los responsables técnicos del Ayuntamiento», avisó.