Tres peregrinas hindúes se bañan en las contaminadas aguas del río Ganges
Tres peregrinas hindúes se bañan en las contaminadas aguas del río Ganges - Reuters

El peligro de bañarse en el Ganges: más de un millón de bacterias fecales en una taza de agua

Su trayecto es una verdadera paradoja: las aguas cristalinas procedentes de los manantiales del Himalaya se convierten en un lodo infestado de basura

MadridActualizado:

El agua es un grave problema para el gobierno hindú. Su sistema hídrico depende básicamente de dos ríos: Ganges e Indo. El primero, conocido como Madre Ganges entre los hindúes, abastece de agua potable a unos cuatrocientos millones de personas.

En el año 2017 un tribunal del norte de la India adoptó la decisión de otorgar al río Ganges el estatus de persona, lo cual significa que tiene las mismas obligaciones y responsabilidades que un ser humano. Es uno de los afluentes más grandes del subcontinente indio y fluye en dirección este cruzando la llanura del Ganges, desde el Himalaya hasta Bangladesh. Si alguien decide contaminar este río atentaría contra le ley de igual forma que si agrediese a una persona. ¡Cómo si sus aguas fueran inocuas para el ser humano!

El hogar de millones de bacterias

El río Ganges representa el acceso al Nirvana, por eso a la gran mayoría de los creyentes no le importa ni el frío –tiene un promedio de seis grados centígrados ni lo contaminadas que estén sus aguas, ya que con cada chapuzón se elimina un pecado.

Los peregrinos hindúes prefieren bañarse en Benarés –también conocida como Varanasi-, el punto más pútrido de todo el trayecto. Cuando el Ganges llega a esta ciudad, la más sagrada de la India, se recrea a lo largo de tres kilómetros de cauce urbano.

Varanasi es una urbe venerada tanto para el hinduismo, como por el janaismo y budismo; a través de las «ghats» –escalinatas que descienden hasta la orilla- miles de peregrinos se congregan diariamente.

Lo que quizás desconocen estos peregrinos es que el río es el hogar de más de 140 especies de peces y 90 de anfibios, y más de un millón de bacterias coliformes por cada 100 mililitros (lo que cabría en una pequeña taza de té o de café). Según la Organización Mundial de la Salud para que un baño sea seguro, no debe haber más de 500 bacterias.

Un compendio de microbiología

Las aguas del Ganges son una de las más contaminadas del mundo, pueden transmitir disentería, cólera, tifus, hepatitis y gastroenteritis aguda, una de las principales causas de mortalidad entre los niños hindúes, especialmente en los meses estivales. Purificar el alma conlleva el riesgo de contaminar el cuerpo.

La contaminación del río se puede explicar fundamentalmente por tres causas. La primera son los residuos domésticos, debido a que baña ciudades muy densamente pobladas. En segundo lugar, se encuentran los vertidos industriales, desde astilleros fluviales hasta curtidurías, que representan la quinta parte de todos los vertidos. Además, en Calcuta los hornos de ladrillo arrojan gases nocivos al aire, que agrava aún más la calidad del agua.

Por último, están las cenizas y los muertos. Se calcula que anualmente en dos lugares de Varanasi –Manikarnina y Harisch Chandra- se incineran unos 32.000 cuerpos de afortunados hindúes, cuyas cenizas son vertidas al agua. Los cuerpos de los pobres y sin techo, por razones monetarias, no pueden cremarse, por lo que son arrojados directamente al río.

Por si todo esto no fuera suficiente, los peregrinos también empeoran, quizás saberlo, la calidad del agua, además de todos los desechos cada día se lanzan unas 50 toneladas de ofrendas florales al río.

Finalmente, las aguas del río Ganges desembocan, sin tratar, en el golfo de Bengala, como un verdadero lodazal contaminado por basura y restos humanos.

M. Jara
- M. Jara

Pedro Gargantilla es médico internista del Hospital de El Escorial (Madrid) y autor de varios libros de divulgación.