El turbulento disco de gas que gira alrededor de un agujero negro, con forma de doble joroba
El turbulento disco de gas que gira alrededor de un agujero negro, con forma de doble joroba - NASA’s Goddard Space Flight Center/Jeremy Schnittman

Una espectacular simulación de la NASA muestra cómo un agujero negro deforma el espacio

La visualización ilustra cómo actúa la gravedad en estos colosales monstruos espaciales..

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El pasado abril, un consorcio internacional de astrónomos hacía pública la primera foto de la sombra de un agujero negro. En la imagen histórica, se veía el contorno irregular de un monstruo supermasivo situado en la galaxia Messier 87, a 55 millones de años luz de la Tierra. La obtención de la instantánea, aunque borrosa, requirió un trabajo ingente y supuso un avance tecnológico sin precedentes. Probablemente, los astrónomos serán capaces de proporcionar mejores imágenes en los próximos años y quizás se parezcan a la nueva simulación que ha realizado la NASA.

Los agujeros negros se distinguen por un campo gravitacional tan fuerte que nada, ni siquiera la luz, consigue escapar de ellos. La materia que cae se acumula en una estructura delgada y caliente llamada disco de acreción. La espectacular visualización de la agencia espacial estadounidense ilustra cómo la brutal gravedad de estos pozos cósmicos distorsiona nuestra vista, deformando su entorno como si se tratara de un espejo de feria.

El campo gravitacional extremo del agujero negro redirige y distorsiona la luz proveniente de diferentes partes del disco, pero exactamente lo que vemos depende de nuestro ángulo de visión. La mayor distorsión ocurre cuando se visualiza el sistema casi de manera horizontal. Visto desde un lado, el disco se ve más brillante a la izquierda que a la derecha.

La predicción de Einstein

Más cerca del agujero negro, podemos ver la parte inferior del disco como un anillo brillante de luz. Es el llamado «anillo de fotones», compuesto de múltiples anillos que se vuelven progresivamente más débiles y delgados, a partir de la luz que ha rodeado el agujero negro dos, tres o incluso más veces antes de escapar para alcanzar nuestros ojos. Debido a que el agujero negro modelado en esta visualización es esférico, el anillo de fotones se ve casi circular e idéntico desde cualquier ángulo de visión. Dentro del anillo de fotones está la sombra del agujero negro, un área aproximadamente el doble del tamaño del horizonte de eventos, su punto de no retorno.

«Las simulaciones y películas como estas realmente nos ayudan a visualizar lo que Einstein quiso decir cuando dijo que la gravedad deforma el tejido del espacio y el tiempo», explica Jeremy Schnittman, quien generó las imágenes utilizando un software personalizado en el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA en Greenbelt, Maryland. «Hasta hace muy poco, estas visualizaciones se limitaban a nuestra imaginación y programas de ordenador. Nunca pensé que sería posible ver un agujero negro real», dice en referencia a la foto del corazón de M87.