Más de la mitad deciden continuar los estudios después de graduarse
Más de la mitad deciden continuar los estudios después de graduarse - Christian Schwier

Crece la ocupación en los jóvenes catalanes que acaban su educación profesional

Aumenta también el número de graduados en Formación Profesional, con 33.950 estudiantes en la modalidad presencial

Actualizado:

Crece el número de graduados en educación profesional de entre 16 y 24 años que encuentran trabajo. Así lo asegura el estudio de Inserción Laboral de Enseñanzas Profesionales del 2014, elaborado por el Departament d'Ensenyament i el Consell General de Cambres de Catalunya, que analiza la situación laboral y formativa de los graduados de la promoción 2013 en educación profesional entre seis y nueve meses después de acabar sus estudios.

El estudio muestra que el 41,46% de los graduados está trabajando. La tasa de paro de los que han acabado sus estudios profesionales es del 14,10% en el caso de los graduados en grado medio, mientras que para los de grado superior es del 17,03%. Estas cifras siguen siendo inferiores a la tasa de paro en Cataluña, del 22,10%, y muy inferior a la de jóvenes de entre 16 y 24 años, del 49,50%. En este sentido, el 33,73% de los graduados en grado medio ha encontrado un empleo y esta cifra es aun mayor en el caso de los que han terminado un grado superior, ascendiendo hasta el 47,60%. Estas cifras son superiores a las del 2013, lo que demuestra una tendencia positiva.

También crece el número de graduados en un 4%. Hasta 33.950 personas se graduaron presencialmente en el curso 2012-2013, mientras que 1.298 lo hicieron en la modalidad no presencial. Otro dato es que el 55,10% continua los estudios después de la graduación, de los que el 42,88% estudian exclusivamente y el 12,22% lo hacen a la vez que trabajan. El porcentaje de los que siguen formándose es mayor entre los jóvenes de entre 16 y 24 años y el nivel de ocupación aumenta a más edad, especialmente a partir de los 30 años.

El informe también revela una correspondencia entre el nivel de calificación de los graduados y la estabilidad contractual, dándose más contratos indefinidos cuanto mayor es el nivel de estudios. También destaca la tendencia de los últimos dos años a la autoocupación. Otra de las conclusiones del estudio es que las mujeres tienen mayor inserción laboral, mientras que los hombres se decantan por continuar formándose. En lo que a los salarios se refiere, la mayoría de los graduados se sitúa en la franja salarial de entre los 900 y los 1.200 euros.

Al igual que en 2013, los sectores con mayor inserción laboral son el deportivo, el marítimopesquero, el turismo y la fabricación mecánica. Por otro lado, los ámbitos profesionales en los que predomina la opción de continuar con los estudios son los relacionados con las actividades físicas y deportivas, la informática y comunicaciones, el comercio y márqueting y la industria textil. Además, el sector con más graduados es el sanitario.