Córdoba

Córdoba

Una realidad en la pantalla

Directores del Festival de Cine Africano coinciden en la preocupación social como uno de los temas fundamentales en las películas y documentales de su continente

Día 16/10/2012
Una realidad en la pantalla
VALERIO MERINO

No son nombres africanos aquellos que vienen a la cabeza cuando uno habla del cine, de sus autores y de sus intérpretes, pero oírlos hablar es notar que sus inquietudes, su forma de trabajar y su pasión por el trabajo no difieren de sus afamados colegas norteamericanos y, sobre todo y por la forma de hablar de cine, europeos. Tampoco lo hacen sus sociedades.

Lizinio Acevedo, brasileño pero establecido en Mozambique desde hace 35 años, es uno de ellos y el Festival de Cine Africano de Córdoba, que en estos días tiene su primer contacto con la ciudad después de su experiencia en Tarifa, una ocasión para mostrar su primer trabajo de ficción, que da a conocer en estos días y que todavía no ha estrenado en su país: «Virgem Margarida».

Curtido en los documentales, Acevedo ha tomado de la búsqueda de la realidad que se persigue en ellos para su primer filme, que ha basado en una historia real y que contiene en sí mismo una de las claves del cine africano: reflejar la compleja y a veces difícil realidad del continente, tanto en lo social como en lo político, que casi siempre se dan la mano. Su temática es simple: cómo el gobierno mozambiqueño quiso acabar con la prostitución llevando a todas las mujeres que la ejercían a «centros de reeducación que habían hecho en la selva, para transformarlas en mujeres nuevas». «Era como una zona libertada, fruto de la revolución», afirma Acevedo, que hizo un documental llamado «La última prostituta», y desde aquí la película actual, una de las más interesantes de esta edición, y que parte de una historia real: «Una joven que fue a la ciudad para comprar su ajuar y, como no llevaba documento de identidad los guardias la llevaron con las prostitutas».

«Es una drama humano, es sobre la historia y cómo los militares marcaron la historia del país», afirma Acevedo. La ficción, dice, ayuda a superar la visión «de un tema que sigue siendo muy polémico en Mozambique hoy». «Sería la primera vez que se muestra algo un poco crítico, pero para mí no es así, sino que es un drama humano», dice para después hablar de las revoluciones que soñaron con cambiar la mente de las personas y terminaron con los excesos del poder.

Ahí está, afirma, una de las realidades del cine africano: mostrar lo que pasa en los países, y que muchas veces está lejos de ser agradable y grato, especialmente para los poderes establecidos. En su caso, hay una doble educación: la de las prostitutas y las de las guerrilleras encargadas del campamento de «reeducación». Todavía esperarán, dice, para mostrarla en el país africano, aquel tan identificado con la revolución que tiene en la bandera un fusil Kalashnikov: «Al gobierno aún no le gusta hablar del pasado».

La hermana de Obama

Con ello coincide Branwen Okpako, autora de un documental sobre un singular personaje: Auma Obama, hermana de padre del presidente de los Estados Unidos, y una de las más prestigiosas intelectuales de Kenia. Su trabajo se centra sobre todo en el feminismo, precisamente uno de los grandes retos del continente negro.

Su realización y su temática se hicieron pronto un atractivo, ya que se centra en la figura de la intelectual haciendo un paralelismo en el tiempo con la carrera que llevó a su hermano a la Casa Blanca. También analiza la temática del cine africano: «Somos los hijos de la generación que alcanzó la independencia de los países, una experiencia que tuvo cosas buenas y malas, muy influidos por occidente y América».

Por eso están, y el cine es una muestra, intetando encontrar su propia identidad en la África de hoy, con muchos de ellos emigrados. «El propio Barak Obama, de padre keniano, es un buen ejemplo», dice al hablar de la identidad de los países africanos.

Compartir

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.