C. Valenciana

C. Valenciana

La estabilidad en África augura un verano con menos pateras

Compartir

La misión de control del Frontex en el Estrecho puede derivar las embarcaciones hacia Alicante

Día 12/07/2012

La embarcación hallada el lunes a 30 millas de la costa de El Campello, en la que viajaban 10 inmigrantes ilegales, ha abierto la temporada de pateras en Alicante coincidiendo con un inicio del mes de julio con buen estado de la mar, que favorece la navegación desde el norte de África.

Fuentes de la Guardia Civil consultadas por ABC apuntaron ayer que se trata tan sólo de la primera patera del verano -en el mismo fin de semana llegó otro cayuco a Almería con 58 inmigrantes a bordo-, si bien auguraron que este año no será especialmente intensa la llegada de este tipo de embarcaciones a la provincia.

Un año más, la costa de Alicante ha quedado excluida de la misión desarrollada por la agencia europea Frontex para controlar la inmigración ilegal en el Estrecho, desde Granada hasta Almería y Murcia. Al intensificarse la presión policial en Canarias y el Estrecho, con la presencia de medios marítimos y aéreos de nueve países europeos, las redes de inmigración ilegal encuentran en el litoral de Alicante un corredor para alcanzar las costas españolas con menor vigilancia. Más aún, cuando la Unión Europea ha intensificado también los controles en el sur de Italia -que el año pasado recibió una auténtica avalancha de inmigración procedente de Libia y Túnez- y Grecia.

No obstante, apuntaron las mismas fuentes, no se espera que este verano sea especialmente intenso el trasiego de pateras hasta las costas alicantinas. Durante los últimos meses, se ha estabilizado el norte de África tras la convulsión que supuso, en 2011, la llamada «Primavera árabe». Una agitación política que el pasado verano provocó un repunte del tráfico de pateras. Por otro lado, las noticias sobre la situación crítica de la economía española ha provocado que España deje de ser un importante foco de atracción para los inmigrantes sin papeles.

Durante el año pasado, se detectó la llegada de al menos media docena de pateras a las costas de Alicante, aunque la mitad de ellas habían sido abandonadas por sus ocupantes cuando fueron interceptadas por las Fuerzas de Seguridad.

La última patera de 2011 año arribó a las proximidades de la Sierra Helada de Benidorm -donde se encuentra uno de los cuatro radares SIVE instalados en Alicante- el pasado 11 de noviembre con nueve inmigrantes a bordo. Gracias al aviso de un senderista, que contempló cómo los inmigrantes abandonaban la embarcación en un paraje conocido como la Cala del Tío Ximo, la Guardia Civil pudo detener a sus nueve ocupantes.

Otros doce inmigrantes fueron interceptados en una embarcación ilegal en aguas próximas a la isla de Tabarca el 29 de septiembre y, dos semanas después, el 13 de octubre fueron detenidos otros doce inmigrantes magrebíes tras desembarcar en Calpe. No obstante, otras tres pateras fueron detectadas, ya abandonadas, en las costas de Alicante.

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
Lo último...

Hemeroteca

La portada de...

Un día en tu vida:

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.