Libros

Libros

Pep Duran, un librero que encanta a los niños en Hay Festival Cartagena

Compartir

Día 27/01/2012 - 22.27h

A lo lejos el librero catalán Pep Durán parece un mago. Sombrero, pantalón, camisa negra absoluto entre un bigote blanco. Este jueves de enero de 2012 Pep lo vive en Puerto Rey, un corregimiento a veinte minutos de Cartagena de Indias. No hay restaurantes ni casas coloniales pintadas de colores amarillos mango o verdes loro. La miseria en Cartagena huele a sal entre niños de barrigas infladas, calles de polvo, silencio, nada qué hacer entre esos treinta grados de temperatura.

Pep les explica a los 25 ilustradores que vinieron voluntarios del Instituto de Bellas Artes de Cartagena, lo que van a hacer en las próximas dos horas. Llegarán ochenta niños. Entre todos construirán el libro más grande del Hay Festival, que hasta el próximo 29 de enero reúne lo más diverso de la escritura y de las artes en esta ciudad amurallada. Son ochenta escritores invitados: el estadounidense Jonathan Franzen (Libertad, su obra estrella), el escritor mexicano Carlos Fuentes, el ganador de un premio Booker, sello de garantía de las letras en inglés, Ben Okri, autor nigeriano de El camino hambriento.

Entre todos ellos, está Pep traído por la Fundación Plan, fundada por John Lennon. El objetivo es promover y proteger los derechos en la infancia. Sembrar buenas semillas entre quienes nada tienen. Estos niños de Puerto Rey son un buen semillero para Plan, para Pep.

«Los niños escribirán una frase, un cuento. Ustedes, ilustradores, transformarán palabras en imágenes. Dejen un margen para que podamos encuadernar. Este libro se quedará aquí», les explica Pep.

Pep, 1944, Mataró, fue invitado al Hay Festival para hacer algo que parece simple. Insertar en la infancia el gusto por la lectura. Envenenarlos de lectura, vacunarlos contra la desidia, viciarlos a leer. Niños que no tienen agua, que no tienen comida, que no tienen nada. Niños analfabetos la mayoría. «De acuerdo con la más reciente Prueba Internacional Pisa, aplicada en el 2009 a jóvenes de 15 años de 62 países, cerca de la mitad de los estudiantes colombianos no alcanzó los niveles mínimos de comprensión de lectura», dice un artículo sobre lecturabilidad en Colombia publicado hoy por el diario El Tiempo. ¿Cómo enamorarlos de la palabra escrita en un país que no lee –un colombiano lee un libro anual - y no comprende al leer?

«Soy trajinante de cuentos, librero especializado en niños, educador especializado, terapeuta gestáltico», se presenta Pep. «Cuento álbumes ilustrados con el libro en la mano, para público infantil y para adultos. Cuento a partir historias que sirven como metáforas para comprender la vida de uno mismo y el mundo que nos rodea. Utilizo maletas que contienen personajes y objetos relacionados con los cuentos de los libros y con la propia experiencia personal».

Llegan los niños, Pep, que por tercera vez viene a Colombia a hacer estos talleres, enciende la música. Lápiz, papel, borrador. No saben qué hacer. Él los ayuda. «Hay muchos autores pero todos podemos ser autores por un día, por un instante, en este momento. El aquí y el ahora porque lo que pasó, pasó», dice. El cuento debe tener un título, un nombre. Una niña titubea. Es obvio que no sabe escribir, no sabe qué decir. «¿Qué te gusta?, ¿Qué desayunaste? ¿Estás acaso contenta porque tu madre te dio un beso esta mañana?», le pregunta Pep. La niña le pide que escriba por ella. «Los cuentos son historias que se vuelven emociones». Y todos empiezan a escribir de manera mágica. No se detienen. Pep no habla. Los niños entregan sus historias a los ilustradores. El barrio polvoriento e infernal se llena de ambiciones –«quiero ser veterinaria»- de confesiones –«quiero que mi papá me quiera»- de sueños –«sueño con ser una sirena que encuentra un tesoro en el fondo del mar»-.

El libro hecho ayer está hoy expuesto entre las murallas de Cartagena. «Me siento feliz por haberlo logrado. Ver mis palabras en libro, ¡guau!,» diría uno. «Pep es de esas personas que logra el querer leer más», diría a ABC Gabriela Bucher Balcázar, presidenta de la Fundación Plan en Colombia.

«Siembro semillas, eso hago», dice Pep mientras explica que todo esto se ha traducido en exitosos espectáculos como «Cuentos para crecer por dentro» y «Leer el mundo a través de los cuentos». Semilla sembrada Pep. Aquí en Cartagena hay ya 80 historias impresas en un libro gigante. Gracias a ellos, gracias a Pep.

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
NATIVIDAD PULIDO Es uno de los artistas más singulares del Renacimiento español. Se dedicó exclusivamente a la pintura religiosa, pero fue tremendamente original

Sigue ABC.es en...

Buscador de eventos
Búsqueda sencilla
Lo último...
Lo bello
lo útil

Hoy en TV

Programación Televisión

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.