Música

Música

Nina Zilli, la Amy Winehouse italiana

La cantante, que presenta en España su disco «Sempre Lontano», es la nueva sensación de la música transalpina y será la encargada de inaugurar el festival La Mar de Músicas de Cartagena

Día 14/04/2011 - 04.57h
VÍDEO: luis miguel m. farraces

¿Es posible una mezcla musical que encarne lo mejor de Nina Simone y Amy Winehouse? Sí, es posible, se llama Nina Zilli y es una prometedora cantante que en Italia rompe moldes. ¿Y es posible que en España no sepamos nada (o casi nada) de su existencia? Pues sí, también es posible y una triste realidad que los organizadores del festival La Mar de Músicas de Cartagena han decidido cambiar incluyéndola como una de las figuras de la edición de este año, que se celebrará del 8 al 23 de julio y que cuenta con Italia como país invitado.

Pasando de puntillas por el pan cultural nuestro de cada día que supone que todo aquello que no lleva sello anglosajón es invisible a nivel mediático, es preferible centrarse en la potente voz de Nina Zilli, que emerge del país transalpino reclamando ese lugar que la música italiana siempre ocupó en los corazones con ritmo y compás. La primera vez que tuvimos la oportunidad de escucharla fue en la película «Tengo algo que deciros» («Mine vaganti», 2010), de Ferzan Ozpetek, un sibarita musical que no escoge cualquier cosa para su banda sonora. La canción «50 mila» destacaba con fuerza en un filme plano y políticamente correcto, que poco o nada aportó a la interesante carrera de Ozpetek.

Eso sí, gracias al director turco-italiano supimos de la existencia de esta cantante italiana que tomó prestado su nombre artístico de la gran diva Simone («una gran mujer, una guerrera») y que, además de sus pinitos fílmicos, también ha intervenido (musicalmente hablando) en el videojuego «Pro Evolution Soccer». Toda una «soul girl», como ella misma reconoce.

«Me encanta la música de los 60, de los 70, el rhythm and blues, el sonido "Motown", la música jamaicana... todas ellas beben de las raíces y esa es la forma más pura de hacer música», confiesa Zilli sin negar la influencia que en su disco, «Sempre lontano», tienen los de siempre: los Clash, los Rolling Stones, los Beatles... Eso sí, nada comparable con la devoción que siente por Nina Simone, su verdadera fuente de inpsiración. «Mi verdadero nombre es Clara, pero decidí coger su nombre porque fue una gran mujer, una mujer negra en un mundo de hombres blancos. Tuvo que luchar y sufrir mucho para llegar hasta donde llegó en aquel momento, porque incluso ahora que se supone que los hombres y las mujeres somos iguales... no lo somos. Siempre es mucho más difícil para una mujer», se queja la cantante.

La mujer en los medios

Una queja que también eleva al reflexionar sobre la escasa (o nula) presencia de mujeres de ese tipo («ya no las hay como ella») en la actual sociedad. «Es muy difícil porque todas las mujeres que vemos en los medios aparecen como si fueran solo trozos de carne. Por eso es importante recordar que no somos objetos. Podemos ser guapas, que lo somos, pero dentro del cuerpo hay un cerebro y en este caso es mucho más importante la sustancia que la imagen», reivindica Zilli con la misma pasión que interpreta sus canciones.

Su talento es de los pocos que Italia ha exportado (de una manera un tanto sui géneris) en los últimos años a los países vecinos, donde la omnipresencia de la cultura anglosajona llega a ser asfixiante. «Italia posee una industria cultural muy potente, pero hemos perdido todo eso porque ya nadie mira más allá, nadie ve lo que hay detrás. Solo se percibe lo que viene del mundo anglosajón». Nina Zilli cree que «debemos recordar el papel que en su momento desempeñamos a nivel mundial en el mundo de la cultura y recuperarlo» y deja una puerta abierta a la esperanza: «Cuando hay crisis la cultura explota, así que estoy convencida de que esta situación va a cambiar y nos va a ir mucho mejor. Tarde o temprano vamos a recuperar el concepto correcto de calidad».

La misma calidad que en su momento reivindicó Amy Winehouse, a la que Nina Zilli está profundamente agradecida, pues «hizo algo fantástico. Hasta su aparición todo era una copia de una copia, pero con ella el "rithm and blues" y el soul comenzaron a circular de nuevo y gracias a ella pude grabar el disco. Puso los focos en la clase de música que llevo haciendo toda mi vida, así que: ¡Gracias, Amy!».

Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
NATIVIDAD PULIDO Es uno de los artistas más singulares del Renacimiento español. Se dedicó exclusivamente a la pintura religiosa, pero fue tremendamente original

Sigue ABC.es en...

Buscador de eventos
Búsqueda sencilla
Lo último...

Hoy en TV

Programación Televisión

Lo bello
lo útil
Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.