Música

Música

«Mi mayor satisfacción ha sido ver las colas para escuchar música contemporánea»

Tras diez años, el compositor Jorge Fernández Guerra concluye hoy su etapa al frente del Centro para la Difusión de la Música Contemporánea, que desaparece

Día 30/09/2010 - 11.11h
Jorge Fernández Guerra es una de las personas que se han visto afectadas por la creación del nuevo Centro Nacional para la Difusión de la Música (CNDM), anunciada el pasado mes de julio por el Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música (Inaem).
ERNESTO AGUDO
Jorge Fernández Guerra
La nueva institución, que estará dirigida por Antonio Moral, absorberá el Centro para la Difusión de la Música Contemporánea (CDMC). Una medida tomada por Cultura para reducir gastos. Esta decisión ha supuesto la salida de Fernández Guerra, que abandonará su cargo hoy después de una década al frente de este centro que desaparece después de casi tres décadas, y por el que ha pasado lo más relevante de la creación actual. Tras elogiar su gestión, Cultura le ha ofrecido al compositor la dirección del Festival de Música de Alicante. Un evento que pasa a depender directamente del Inaem, tras haber sido creado y regido durante 26 ediciones por el CDMC.
—¿Cuál es su balance de estos diez años al frente del CDMC?
—Salgo de aquí muy satisfecho de muchas cosas, pero no de todas porque eso sería una barbaridad. Cuando uno se mueve en el ámbito de la Administración pública se da cuenta de que las cosas son algo más complicadas que cuando se va por libre. Por eso cuando consigues algún logro la satisfacción también es mayor. Un ejemplo de ello es la temporada del Auditorio 400 del Reina Sofía que para mí es un logro. Durante cinco años hemos hecho una serie de 30 conciertos anuales con más del 70% de ocupación (este año ha sido del 72%y hace un par de años se alcanzó el 76%). Eso es mucho en música contemporánea en esta ciudad. Es emocionante ver todos los lunes como la gente forma colas delante del Auditorio 400. Esa reputación no sólo afecta al público sino al ámbito internacional, donde este ciclo se ha convertido ya en una referencia. Algo que espero y deseo se mantenga en el futuro porque sería muy poco serio haber llegado hasta aquí y de pronto dejarlo caer por alguna vacilación. Ha sido un motivo de satisfacción enorme porque desde el principio mi obsesión fue el público y creo que he sido fiel a eso. Estoy muy contento de haber incluído el problema del público en la coctelera en pie de igualdad con otros parámetros, desde el punto de vista de la gestión. Es un logro que he conseguido en los últimos cinco años, y llevo diez al frente del CDMC.
—A ello ha contribuido el tener por primera vez en la historia del CDMC una sede propia como es el Auditorio 400 del Museo Reina Sofía.
—Por supuesto.
—¿Qué le parece el nombramiento de Antonio Moral como nuevo responsable del CNDM?
—Tiene una trayectoria muy amplia en al ámbito de la música en España, ahora lo que deseo es que se puedan combinar bien las distinas actividades que reúne el nuevo centro.
—¿Le preocupa que la música contemporánea pierda peso en ese gran Centro Nacional?
—Yo no puedo hacer una declaración de intenciones sobre lo que va a hacer el nuevo equipo en el nuevo centro, pero si perdiera peso evidentemente me molestaría. Espero que no pase. En principio creo que se van a asumir las nuevas funciones con la mayor voluntad de que salgan las cosas como hasta ahora, además va a heredar el equipo con el que yo he trabajado, que es veterano y muy formado. A parte de eso sólo puedo desearles lo mejor.
—Acaba de concluir el Festival de Música de Alicante, ¿cómo ve su futuro al frente de este evento?
—Si se consigue que las cosas estén planteadas me hará ilusión, lo que sucede es que todavía hay mucho que avanzar para darle forma. Aunque solo sea por superstición no quiero vender la piel del oso antes de cazarlo.
—¿Mantedrá algún vínculo o relación el Festival de Alicante con el organismo que sustituya al CDMC?
—Todavía no me han dicho cuál va a ser la fórmula, pero deduzco que sí. Sobre todo porque conozco la manera en la que el Inaem articula su dinámica de trabajo, y cualquier otra cosa sería muy aparatosa. Lo más natural es que el Festival sea una parte del centro que herede las funciones del CDMC. Que tenga una dirección artística independiente no es algo extraordinario, porque eso ya sucedió con Tomás Marco. Si se termina de dar forma a esta decisión, no sólo no será disparatado sino que incluso puede tener más lógica. Prácticamente los grandes festivales tienen un equipo dedicado a ellos exclusivamente, porque siempre requiere de más tiempo y más reflexión. De momento todo es muy prematuro.
—¿Cuáles son sus planes para el futuro?
—He de decir que no me ha venido mal este cambio de rumbo, ya que podré dedicarme más a mi trabajo, en especial al de compositor. Quiero decir, y bien alto, que durante diez años he dejado en un segundo plano una parte muy importante de mi proyección de compositor para no contaminarla con la dirección del único centro de España dedicado a la música contemporánea. Y lo he hecho de manera voluntaria. No es que se me haya olvidado componer, como algunos maliciosos pueden pensar, sino porque consideraba que un centro público dirigido por un compositor necesita escrupulosamente ser respetado sin que uno se meta en ese circuito. Lo he hecho con todas las consecuencias y me voy muy orgulloso de ello, pero son diez años y quiero también aprobar mis asignaturas pendientes, como dar forma a mi viejo proyecto de ópera que empecé ante de entrar aquí. No me viene mal ganar tiempo e independencia para presentar mis trabajos.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
NATIVIDAD PULIDO Es uno de los artistas más singulares del Renacimiento español. Se dedicó exclusivamente a la pintura religiosa, pero fue tremendamente original

Sigue ABC.es en...

Buscador de eventos
Búsqueda sencilla
Lo último...

Hoy en TV

Programación Televisión

Lo bello
lo útil
Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.