Finalizada la temporada en Estados Unidos, ABC.es se entrena con los Osos de Rivas, uno de los 15 equipos de la Liga Nacional de Fútbol Americano.
VÍDEO: G. OLIVEIRA / L. FARRACES
Actualizado Miércoles , 24-02-10 a las 18 : 26
Atención. Arkansas 34, Arkansas... ¡Hut, hut, hut!... Si un español entiende esta arbitraria concatenación de palabras es que sin duda alguna siguió con cierto interés la Super Bowl -la final de la liga estadounidense de fútbol americano- hace unas semanas. Y si es así, probablemente tras una noche protagonizada por placajes, touchdowns, hamburguesas y alguna que otra cerveza, se quedó con ganas de más.
Para ellos, y para los curiosos con ganas de conocer más acerca del deporte rey en Estados Unidos, los Osos de Rivas -uno de los 15 equipos inmersos en la Liga Nacional de Fútbol Americano- recibieron recientemente a ABC.es durante uno de sus entrenamientos. Porque, aunque los medios se olviden de ello, hace mucho tiempo que no es necesario cruzar al Atlántico para seguir viendo fútbol americano a estas alturas del año.
Las diferencias, por supuesto, son notables entre la NFL (la liga norteamericana) y la LNFA (la competición nacional). Timothy Peña, running back de Osos, es bien consciente de ello. Su padre es americano, por lo que la esencia de este deporte corre por sus venas, y ha estado jugando desde pequeño en las bases militares estadounidenses diseminadas por el territorio nacional antes de recalar en Madrid para iniciar sus estudios universitarios. "Allí todo es espectáculo. No se trata sólo de competir, sino de ver quién es más chulo. Además, la dedicación en Estados Unidos es tremenda", comenta. Aquí juegan por amor al deporte y de manera casi anónima.
Pero el estilo de juego no es lo único que varía de un lado a otro del charco. Eli Manning, quarterback de los Giants de Nueva York, cobra 97,5 millones de dólares por temporada. Mientras, aquí son los mismos jugadores los que pagan por jugar. En la Liga Nacional las cuotas se sitúan alrededor de los 30 euros mensuales, los cuales son invertidos por los clubes principalmente en material. Y es que la práctica del fútbol americano no es tan barata como parece. "Hay cosas, como el casco, que por lo menos te aguanta unos años, pero de media un jugador puede llevar entre hombreras, otras protecciones y la propia equipación unos 300 euros encima", comenta Eduard Barrera, secretario técnico de Osos.
Sin embargo, pese a la escasez de recursos, también existen fichajes en la Liga Nacional. Principalmente se trata de jugadores que no logran acceder a la NFL y acaban de concluir su periplo por la Universidad. Para ellos, que han vivido por y para el fútbol americano, venir a jugar a España durante unos años a nivel amateur es algo así como unas vacaciones. La oferta económica, pese a todo, no es muy suculenta. Los clubes generalmente se limitan a correr con los gastos de viaje y la estancia de los jugadores, pero vivir del fútbol unos años, aún sin amasar grandes fortunas, les compensa.
No obstante, con los tiempos que corren no todos los clubes pueden permitirse el lujo de gastar un céntimo en contrataciones. Osos es un claro ejemplo de ello. Según el propio Eduard, el plantel de los madrileños "es competitivo, pero les falta esa chispa adicional que proporcionan un par de foráneos" y que los equipos más potentes como Valencia Firebats o L'Hospitalet Pioneers, sí pueden permitirse este año.
Un sistema de competición algo enrevesado
La Liga Nacional estrena formato este año. Los 15 equipos existentes se vertebran en tres conferencias a la americana que nada tienen que ver con cuestiones geográficas sino con el nivel de los conjuntos. La primera de ellas es la Conferencia Española, en la que juegan los cinco equipos a priori más fuertes del campeonato: Valencia Firebats, Badalona Dracs, L'Hospitalet Pioneers, Osos de Rivas y Gijón Mariners. Al ser la conferencia más potente, los dos primeros clasificados pasan directamente a semifinales. Los otros dos conjuntos que restan para completar la eliminatoria saldrían de los cruces entre el tercer y cuarto clasificado de la conferencia con los campeones de las otras dos conferencias menores (Nacional e Hispánica). Además de la Liga, cada año se juega un torneo de copa.
El premio para los campeones, amén del título en sí, es pelear por la Champions del Fútbol Americano: la Euro Bowl. En España los dos primeros clasificados acuden directamente a la máxima competición continental. Una competición en la que el producto nacional no ha podido hacer gran cosa en estos años para frenar a la máquina austríaca. Los centroeuropeos, a través de dos de sus equipos (Tirol Raiders y Viena Vikings) han copado todos los títulos desde 2004. Ahí es nada.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...
Facebook ABC.es