Actualizado Viernes , 11-12-09 a las 21 : 36
Al historial de abusos acumulado por la empresa de seguridad Blackwater hay que añadir también su participación en algunas de las misiones más secretas y delicadas realizadas por la CIA en Irak y Afganistán. De acuerdo a los testimonios publicados ayer por el «New York Times», algunos de estos mercenarios habrían participado en detenciones extrajudiciales.
Durante lo peor de la insurgencia en Irak, entre los años 2004 y el 2006, los empleados de Blackwater acumularon un papel central en nocturnas misiones de asalto y detención realizadas casi a diario. Hasta el punto de confundirse las responsabilidades de la CIA, los militares del Pentágono y los contratistas privados.
Esta intensa relación con los servicios de inteligencia de EE.UU. habría producido una envidiable facturación. Con vínculos más estrechos que nunca después de que la empresa, ahora conocida como Xe Services, fichase a una serie de mandos de la Agencia Central de Inteligencia. A juicio de algunos congresistas demócratas, toda esta mezcla de intereses y misiones resulta cuando menos sospechosa y merece ser investigada.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...
Facebook ABC.es