Los tres tipos de IVA
IVA general (18 desde el 1 de julio de 2010). Es el porcentaje que se aplica por defecto a todos los productos y servicios. Electrodomésticos, ropa, calzado, tabaco, bricolaje, servicios de fontanería… La mayoría de artículos están sujetos a este tipo.
IVA reducido (8% desde el 1 de julio de 2010). La lista de productos y servicios que tributan a un tipo reducido es muy larga e incluye los alimentos en general (excepto los que soportan un IVA superreducido); transporte de viajeros; servicios de hostelería; entradas a espectáculos; servicios funerarios; peluquerías; dentistas; edificios, viviendas y y complementos para el diagnóstico o alivio de enfermedades.
IVA superreducido (4%, no se toca). Se aplica a los productos de primerísima necesidad y reciben esta consideración el pan, leche, huevos, frutas, verduras, hortalizas, cereales y quesos. Además, también se benefician de este IV libros, periódicos y revistas no publicitarios; medicamentos de uso humano; sillas de ruedas para minusválidos y prótesis y Viviendas de Protección Oficial o VPO.
Actualizado Domingo, 27-09-09 a las 11:46
El Gobierno ha desvelado por fin, tras un mes generando debate intencionado y lanzando globos sonda, los impuestos que pretende subir para hacer frente al agujero que ha dejado en la balanza del Estado el «tsunami» que ha arrasado las cuentas públicas. La combinación de la crisis económica y las medidas de estímulo que ha tomado el Gobierno han dejado un déficit que será de 54.000 millones de euros (5,4% del PIB a final de año prevé el Gobierno), todo un récord si tenemos en cuenta que en 2007 las cuentas del Estado arrojaban unos 22.000 millones (2,2% del PIB) de superávit.
Y para recuperar el dinero que se debe, el Gobierno de Zapatero ha propuesto esta mañana una «necesaria y coyuntural» subida fiscal que viene reflejada en el proyecto de ley de presupuestos de 2010 que ha presentado la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. En total serán 10.950 millones que vendrán 5.150 millones de euros del IVA, 5.700 millones de los 400 del IRPF y el cambio en la tributación de las rentas del ahorro permitirá ingresar 800 millones adicionales.
Por tanto, aunque el Gobierno ha repetido como un mantra que los «más ricos» serán los que más pagarán, lo cierto es que de la subida de impuestos, apenas 800 millones serán de rentas del ahorro (los que podrían identificarse con «más ricos») y más de 5.000 millones de IVA e IRPF, que pagan todas las rentas, y sobre todo las medias.
Subidas generalizadas
El Gobierno ha anunciado que la subida del IVA será de dos puntos hasta el 18% a partir del 1 de julio de 2010, mientras que subirá un punto el IVA reducido, que pasará del 7% al 8%. Además, el Ejecutivo ha decidido eliminar la ayuda de los 400 euros para asalariados.
En cuanto a las rentas del capital, el Gobierno ha decidido incrementar el gravamen de los primeros 6.000 euros hasta el 19% y a partir de esta cifra ya se tributará al 21%, tres puntos más.
Por su parte, el Impuesto de Sociedades se reducirá en cinco puntos para las pymes con menos de25 trabajadores que mantengan el empleo, dando cumplimiento al compromiso lanzado por el presidente del Gobierno en el debate sobre el Estado de la Nación del pasado mes de mayo.
Todas estas medidas suponen unos ingresos adicionales para el Estado de casi 10.950 millones de euros, de los que 6.500 millones tedrán un efecto en caja durante el año 2010.
También habrá una bajada de cinco puntos en el Impuesto de Sociedades para las pymes con menos de 25 trabajadores que creen o mantengan el empleo.
Las rentas del capital son el objetivo
Los impuestos del ahorro han sido uno de los objetivos, según Salgado, quien ha anunciado que el Gbvierno ha elevado la tributación de los distintos instrumentos de ahorro en un punto, de forma que los primeros 6.000 euros se gravarán con un 19% y las cifras superiores, con el 21%, según el proyecto de ley de los Presupuestos de 2010 aprobado hoy por el Consejo de Ministros,.
Según Salgado, «el 6% de los que declaran rentas de capital dan origen al 83% de la recaudación, por ello es más razonable y tiene más sentido económico que la incidencia sea sobre las rentas del capital».
Salgado también aseguró que los 11,5 millones de contribuyentes con menos de 6.000 euros de rentas del capital pagarán de media seis euros más al año. Los 100.000 contribuyentes con más rentas del capital más que 60.000 euros tendrán que pagar 5.000 euros más al año, y los que ganen más de un millón de euros pagarán 30.000 euros al año. El Estado recauda anualmente 6.000 millones de euros por retnas del ahorro a los que se sumarán esos 800 millones más, que suponen una subida del 12%.
El Gobierno ha completado la subida con la supresión de los 400 euros en el IRPF.
Se reduce el 8% de gasto
Salgado ha recomendado a «quienes reclaman más recorte de gasto que digan de dónde». Según dijo, en los presupuestos de 2010 el 51% del gasto prevé hacerse en gasto social, el 21% en transferencias a otras administarciones, el 6,8% a I+D e infraestructuras, el 6,6% a pagar intereses generados por el deficit y el 6,2% a servicios publicos. Por tanto, de aproximadamente el 8% restante que no pertenece a estas cosas viene el recorte de gasto gubernamental.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...