Actualizado Martes, 19-05-09 a las 20:36
Quince propuestas de resolución ha presentado el PSOE hoy en el Pleno del Congreso de las anunciadas a bombo y platillo los pasados 12 y 13 de mayo por José Luis Rodríguez Zapatero. Con ellas -con el «cheque-portátil», las ayudas por compra de coches, la deducción por vivienda o la resolución de la financiación autonómica el próximo 15 de julio-, logró obtener el favor de la ciudadanía, que en una encuesta del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) dio como vencedor al presidente del Gobierno en el rifirrafe dialéctico con el líder de la oposición, Mariano Rajoy.

Pero hoy Zapatero se ha visto obligado a descafeinar todas esas propuestas para pcatar con el Grupo Mixto y que fuesen aprobadas. No se ha votado ni una palabra sobre la ayuda para tener un ordenador por escolar en los alumnos de quinto curso de Primaria, ni sobre el incentivo al abono transporte que prometió hace sólo una semana el jefe del Ejecutivo, ni tampoco cumplirá su mensaje sobre la financiación autonómica porque de ella sólo se dice que se aprobará «lo antes posible». En lo que respecta a la medida más polémica, la supresión de las deducciones fiscales por vivienda a partir de 2011, el PSOE ha aceptado la enmienda de IU-ICV a su propuesta de resolución al Debate sobre el Estado de la Nación, asumiendo así las ideas de estas dos formaciones para limitar los embargos hipotecarios (en caso de ejecución de una hipoteca al Salario mínimo interprofesional y superado este listón, se fijarán límites en función de los ingresos y condiciones familiares) y garantizar que las rentas medias puedan mantener esta desgravación, así como destinar 25.200 millones a la rehabilitación ecológica de edificios. Los socialistas han tenido que disipar el umbral de renta mínimo de 24.000 euros avanzado por el presidente y que avivó la controversia la pasada semana y se han asegurado la aprobación de la medida con el voto de los diputados de IU-ICV y el respaldo de las formaciones del Grupo Mixto.

En el contexto de una votación desordenada, el Congreso ha aprobado 45 resoluciones derivadas del Debate sobre el Estado de la Nación, en una votación en la que el Grupo Socialista ha visto salir adelante todas sus propuestas de resolución, enmendadas mediante acuerdos transaccionales con otros grupos parlamentarios.

El Grupo Popular únicamente ha logrado aprobar tres de sus quince mociones, dos gracias a acuerdos con el PSOE y otra al sumarse al consenso generalizado para aprobar una iniciativa relativa a la garantía de la sostenibilidad de las pensiones.
El grupo parlamentario que ha podido sacar adelante más iniciativas ha sido el PSOE, con 15 propuestas, aunque no ha podido impedir que la Cámara avalara algunas a las que se han opuesto los socialistas, como dos del PNV referidas a la incapacidad legislativa del Gobierno y a la transparencia del Ejecutivo, que han recibido el apoyo mayoritario de la Cámara.
También han visto aprobadas todas sus iniciativas todos los partidos del grupo Mixto, salvo UPyD, que sólo ha tenido luz verde para la consensuada por todos los grupos sobre pensiones.
Ampliación a las motosEl Pleno del Congreso de los Diputados ha aprobado una propuesta consensuada con PNV, IU-ICV, Coalición Canaria y BNG que insta al Gobierno a incluir a motocicletas y ciclomotores en las ayudas directas a la compra de vehículos que contempla el Plan 2000E. Asimismo, acepta que la decisión de sumarse esté en manos de las comunidades «que lo deseen».
El Plan 2000E cuenta con la garantía de una ayuda mínima para la compra de coches de 1.500 euros, 500 aportados por el Gobierno central y 1.000 por los fabricantes. Algunas comunidades se sumarán con otros 500 euros, para alcanzar así los 2.000 euros previstos por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, mientras que otras sumarán sus propios incentivos. Varias, finalmente, han rechazado estas posibilidades.
Forzado a no pactar la reforma del sistema laboral de CiUPor otra parte, tal y como había señalado previamente a las votaciones en el Congreso de las 90 propuestas de resolución sobre el Debate del Estado de la Nación, el PSOE ha decidido hoy retirar la enmienda que pactó anoche con CiU para incluir en el diálogo social asuntos como la dualidad del mercado de trabajo, los «problemas» de la negociación colectiva y el papel de las Empresas de Trabajo Temporal en las políticas activas de empleo. Esta decisión llega después de las presiones de IU que amenazó con «liberarse» de los compromisos contraídos con los socialistas si no rompía su pacto con los catalanes. Tras la decisión del PSOE, CiU señaló que esta marcha atrás del PSOE se debe a que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se debe a que es «prisionero de los sindicatos».

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...