Valoración:
Miércoles, 18-02-09
Además de las zonas de fumadores y de no fumadores, las estaciones y los aeropuertos podrían incorporar áreas para «besadores y no besadores» si es que la curiosa experiencia puesta en marcha en una pequeña localidad inglesa se demuestra efectiva. Dificilmente se seguirá el ejemplo de Warrington, cerca de Manchester, pero sus autoridades creen que de esta forma resuelven un problema local: las aglomeraciones de tráfico a las puertas de la estación.
Desde el pasado viernes, curiosamente el día previo a San Valentín, un letrero con dos cabezas a punto de besarse, enmarcadas en un disco de prohibición, indica la zona donde las parejas no pueden entretenerse en despedidas, porque demoran las salidas de los taxis o ralentizan la entrada y salida de coches del aparcamiento. Para despedirse como el amor les dicte, las parejas tienen reservada una zona próxima en la que pueden abrazarse el tiempo que quieran.
Idea de la Cámara de Comercio
El establecimiento de la normativa del «no-kissing» ha sido idea de la Cámara de Comercio de Warrington, que se ha inspirado en una iniciativa experimentada hace años cerca de Chicago. Quienes no respeten la orden no serán multados, pero las autoridades locales insisten en que, aunque en todo esto hay mucho de buen humor, quienes acuden a la estación Warrington Bank Quay no deben tomárselo a broma.
La medida se ha adoptado tras la remodelación de las instalaciones, llevada a cabo para acoger el paso de un tren rápido que hace la ruta Londres-Glasgow. Operado por Virgin Trains, empresa que ha financiado parte de las obras, el Pendolino ha atraído a viajeros de la zona y la estación ha pasado a tener un gran ajetreo.
El público se lo ha tomado con división de opiniones. A algunos la propia estética de los letreros les ha hecho gracia, pero para otros es una prohibición más en un país en el que sobran unas cuantas. «La gente tiene derecho a despedirse», protesta una mujer de 38 años.
El presidente de la Cámara de Comercio de Warrington, Colin Daniels, ha justificado la novedad indicando que se trata de una estación «muy congestionada y lo que queremos es que la gente llegue aquí, deje a alguien y siga adelante, sin causar retrasos». «Con esos letreros de «no-kissing» estamos diciendo que no queremos que la gente se bese justo en la salida de la estación. Si quieren entretenerse lo pueden hacer en la «kissing zone», donde hay sitio para aparcar», añadió.
El personal de la estación, según Daniels, no actuará de modo rígido, pero «es importante que la gente observe la prohibición; puede parecer frívolo, pero hay un mensaje serio en todo ello».
Valoración:

Enviar a:

¿qué es esto?


Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
Más noticias sobre...