Europa reprocha a la Comunidad su respeto a la cooficialidad de lenguas
Viernes, 12-12-08
V. V.
VALENCIA. El Consejo de Europa ha publicado un informe en el que ataca a la Comunidad Valenciana por apostar por un sistema educativo que promueva la enseñanza del valenciano en equidad con el castellano.
El organismo continental considera que la inmersión lingüística total en valenciano es el único sistema para garantizar la pervivencia de la lengua propia en el segundo informe sobre la «Carta Europea de Lenguas Regionales y Minoritarias», hecha pública ayer.
Este informe, que llega a minusvalorar la apuesta de los sistemas educativos de Calatuña y el País Vasco por sus lenguas autonómicas, considera que en la mayoría de comunidades la educación se desarrollo a través de un sistema bilingüe.
El documento transmite un modelo de protección de la lengua valenciana en el que se impone la necesidad de extender el modelo educativo en valenciano con preponderancia sobre el castellano.
El documento, que se refiere a la Comunidad Valenciana como «Valencia», estima sin embargo que en este caso «falta desarrollar un sistema esencialmente en valenciano, en todos los niveles de enseñanza y en todo el territorio».
El Consejo de Europa valora que el único de los modelos educativos que se imparten en la Comunidad que cumple la Carta de lenguas minoritarios es la «inmersión total» en valenciano. Así, lamenta que existan zonas donde no está disponible este modelo educativo.
Falta información
El informe europeo critica la falta de información en muchos aspectos de la política lingüística de la Comunidad, que debía haber sido remitida por las autoridades españolas.
Así, lista contenidos como la formación de valenciano requerida a los profesores de los distintos niveles niveles y hasta la ausencia de una justificación de las dos áreas de la Comunidad según la lengua dominante.
Todo ello pese a que técnicos de la Generalitat participaron en una reunión el 17 de abril de 2007 junto al subdirector general de Relaciones con las Comunidades Autónomas y representantes del Consejo de Europa.
En ella, según fuentes de la Generalitat, los representantes valencianos únicamente fueron requeridos sobre aspectos tangenciales de la política que se desarrolla en la Comunidad en favor del valenciano.
Después de ese encuentro, la Generalitat redactó un documento denominado «Informe sobre la aplicación en la Comunidad Valenciana de la Carta Europea de Lenguas Regionales y Minoritarias», que contenía toda la información solicitada, y la remitió al Gobierno para que la transmitiera al organismo continental.
El documento del Consejo de Europa recoge como cumplimiento de la Carta comunitaria que la Biblioteca Nacional esté archivando las obras editadas en lengua valenciana, aunque obvia que los está haciendo dentro del apartado de «catalán».
Los títulos de catalán
Además, da un tirón de orejas a las autoridades españolas por la discrepancias judiciales sobre la supuesta unidad de valenciano y catalán a la hora de convalidar títulos. Así, reclama a las administraciones que clarifiquen la situación.
El primero de los informes sobre lenguas minoritarias, publicado en 2005, llegó con gran polémica a la Comunidad por la apuesta del Ministerio de Asuntos Exteriores, regido por Miguel Ángel Moratinos, por considerar el valenciano una parte de la lengua catalana, contra los establecido en la Constitución Española y el Estatuto de la Comunidad.

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...