Jueves, 16-10-08
ABC
BURGOS. Los catedráticos de las universidades de Sevilla y de Valladolid Manuel Ariza y José Manuel Ruiz Asencio negaron ayer que el origen de la lengua castellana esté en las glosas emilianenses de San Millán de la Cogolla. José Manuel Ruiz Asencio, que junto a Manuel Ariza intervino en la segunda jornada del congreso titulado «Valpuesta en los orígenes del castellano», se decantó por el cartulario burgalés como «el origen del castellano», que tiene lugar en Miranda de Ebro, informa Efe.
Tras años de estudio paleográfico y después de completar una nueva transcripción, José Manuel Ruiz Asencio aseguró que en el cartulario de Valpuesta se encuentra el origen de la lengua castellana. El catedrático de la Universidad de Valladolid destacó que en Valpuesta «hay un material con muchos restos de romance castellano que son de finales de los siglos X y XI, mientras que las glosas (emilianeses) son de la segunda mitad del XI».
El valor de los textos riojanos
También explicó que «eso no quita valor a los textos riojanos», que siguen siendo, en su opinión, «un fenómeno maravilloso», ya que mientras en los cartularios «se trata de ver qué expresiones de una documentación latina son romances; en las glosas hay un proceso reflexivo de traducir términos en latín a romance».
Por su parte, el catedrático de la Universidad de Sevilla Manuel Ariza consideró una «aberración» decir que San Millán de la Cogolla es la cuna del castellano y ha recalcado: «allí se hablaba riojano, no castellano». Pero, en su opinión, esto tampoco debe derivar en que el origen del castellano se centre en Valpuesta y advirtió de que «es imposible fijar el inicio de un idioma en un único punto», tras lo que señaló que algunas lenguas «evolucionan desde el latín y llega un momento, no sabemos cuándo, en el que aquello ya no se parece a la lengua latina y podemos decir que es romance».

Enviar a:

¿qué es esto?


Más noticias sobre...