ATLAS ESPAÑA
internacional

la crisis economica afecta a la prostitucion en alemania

Se acabaron los días en que en el "barrio rojo" de Hamburgo bastaba con colgar un luminoso más llamativo que el del prostíbulo de al lado para atraer a los clientes.A los habituales se les recibe con especial mimo desde que no lo son tanto. Pascal, por ejemplo, ha pasado de venir tres veces por semana a sólo una. Y porque en el burdel -conocido como "la casa de los tacaños", paga 40 euros por media hora de compañía, la mitad que hace un año. La rebaja afecta directamente a los ingresos de las chicas. Aunque se lo toman con humor, el proceso de selección ya no es tan relajado como antes. De ser la escogida, confiesa Mary, depende llegar con holgura a fin de mes. La solución: promociones nunca vistas en este tipo de negocios. Desde autobuses gratuítos para llegar al local a tarifas planas, pasando por descuentos a usuarios potenciales, como jubilados o taxistas. En juego están los cerca de 14.000 millones de euros que deja cada año la prostitución en Alemania. Parte de ellos, vía impuestos, suponen un ingreso nada desdeñable para muchas ciudades. 
Búsquedas relacionadas
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

    Últimos vídeos de Internacional

  • Llega la ayuda humanitaria...

    02/09/2014 17:39h.

    internacional

  • Combates en los suburbios...

    02/09/2014 16:49h.

    internacional

  • Un paciente con ébola...

    02/09/2014 14:44h.

    internacional

  • Al menos 10 muertos en...

    02/09/2014 12:14h.

    internacional

  • Al menos 10 muertos y...

    02/09/2014 11:25h.

    internacional

  • Combates entre rebeldes...

    01/09/2014 23:59h.

    internacional

  • Cuba restringe la cantidad...

    01/09/2014 23:59h.

    internacional

  • Fuerzas kurdas e iraquíes...

    01/09/2014 22:49h.

    internacional

      Vídeos más vistos
    • Las piedras reptantes del Valle...

    • Pelea salvaje en Villaverde

    • Varios jóvenes se juegan...

    • Polypterus senegalus

    • Así se pone fin a la moda...