Las diez mejores playas de Lanzarote

Actualizado:

De arena clara o de la negra y volcánica, la variedad de playas de la isla de los volcanes es desconocida para muchos, incluso tras varias visitas a la isla

12345678910
  1. Papagayo (Playa Blanca)

    Papagayo es la pieza de costa más apetecible de Lanzarote, rodeada de la violencia rústica del Monumento Natural de Los Ajaches. Su mar tranquilo y su playa lejos de multitudes la hacen preferida de los conocedores. El contraste de colores entre el mar azul, la arena blanca y la roca oscura regala una de las mejores postales de la isla.

    Viaje. Apartamento 3LL en SA desde 25 euros por persona y noche.

    Para saber más

  2. Las Conchas (La Graciosa)

    El premio por cruzar en barco el pequeño islote de La Graciosa es, en parte, disfrutar de la Playa de Las Conchas, una paradisíaca playa que mira a las islas vecinas y deshabitadas de Montaña Clara y Alegranza, con las que se completa el Archipiélago Chinijo, al norte de Lanzarote. Un clásico es alquilar bicicletas para cruzar de lado a lado la isla desde el muelle de Caleta de Sebo.

  3. Famara (Caleta de Famara)

    Una playa enorme, ideal para los amantes del surf. Sus seis kilómetros de majestuosa playa aparecen cobijados por el risco montañoso que acoge el punto más alto de la isla, Peñas del Chache. El viento la hace la preferida de los deportes como el kite y el windsurf, pero los menos aventureros a veces peregrinan hasta aquí solo para comer el pescado fresco y las lapas del chiringuito. Siempre con papas arrugadas.

  4. Los Charcones (Playa Blanca)

    Las piscinas naturales de Los Charcones conforman un paraíso de relajación. Alejadas del bullicioso núcleo turístico de Playa Blanca y de sus playas algo masificadas, perderse en cualquier plato natural de mar resulta una poderosa carga de pilas. Guarecida en la despejada costa suroeste de la isla, Los Charcones se benefician de un clima más fresco debido a los vientos dominantes en la zona, que hacen más llevadero el peso del sol.

    Viaje: Apartamento 3LL en SA desde 25 euros por persona y noche

  5. Playa Blanca (Puerto del Carmen)

    El agua azul, turquesa y de suave verde acompaña a esta playa de 1,2 kilómetros de largo, por la que pasa la mayoría de los visitantes de la isla. Sus servicios, la amplia oferta gastronómica y la cercanía a tantos hoteles la convierten en uno de los espacios más conocidos de Lanzarote, con buenas conexiones con el resto de la isla por carretera o en transporte público.

    Viaje: Apartamento 3LL en SA desde 16 euros por persona y noche

  6. El Pozo (Playa Quemada)

    Conviene aprovechar esta zona de calas espectaculares, porque permanecen todavía al margen del conocimiento de las multitudes. Silencio sepulcral, arenas negras rodeadas de acantilados, todo se suma para configurar un remedio natural contra el estrés. Imposible mantenerse conectado con el mundo, de modo que aquellos que no pueden soltar el móvil mejor no lo intenten.

  7. Charco del Palo (Charco del Palo)

    En esta zona de la costa se encuentran varios enclaves para nudistas, salpicados por piscinas naturales, de las que buscan aquellos para quienes no fueron hechas las olas y la mar revuelta. Al margen de los circuitos turísticos, Charco del Palo resulta una alternativa de calidad frente a las playas tradicionales

  8. Guacimeta

    Guacimeta está paralela a la pista de aterrizaje del aeropuerto y dado que, sorprendentemente, los aviones no molestan nada resulta a fin de cuentas una playa muy tranquila, especialmente de lunes a viernes, donde incluso se practica el nudismo. Su amplitud aparece como una cosa en tener en cuenta si de dejar los niños a su libre albedrío se trata: tendrán todo el espacio del mundo.

  9. La Garita (Arrieta)

    Tal y como atestiguan con orgullo los lanzaroteños, los centros turísticos del norte de la isla, Jameos del Agua, Mirador del Río y Cueva de los Verdes, bien podrían estar entre los mejores lugares a visitar no ya de Canarias, sino del mundo. Como complemento a esos puntos de obligado recorrido, aparece esta playa acariciada por el viento alisio que llega con humedad del norte. Tiene servicios de ducha y vestuarios, además de terrazas para comer o despedir las últimos rayos del sol.

  10. Las Malvas (Tinajo)

    De arena negra y pequeña, tiene algo de enigmático, derivado del origen volcánico de su costa, ya que hasta aquí llegó la colada de Timanfaya. Premio para muchos senderistas que acaban aquí su ruta, también concita la atención de los campistas locales y sus caravanas. Especial para solitarios, ya que aquí será muy raro que se sientan observados.

    Viaje: Aparthotel 3LL en SA desde 17 euros por persona y noche