Rechazada la instalación de una central termoeléctrica de biomasa en Pepino

Rechazada la instalación de una central termoeléctrica de biomasa en Pepino

Actualizado:

La Dirección General de Calidad e Impacto Ambiental de la Junta ha rechazado el proyecto de construcción de una central termoeléctrica de biomasa en el municipio toledano de Pepino, por no ser viable desde el punto de vista ambiental.

Se trata del proyecto denominado «Central de Biomasa Talavera» que se pretendía instalar junto a la urbanización Gran Chaparral de Pepino. En declaraciones a Efe, tras la Asamblea Extraordinaria convocada el jueves por los vecinos de dicha urbanización, el alcalde de Pepino, Inocencio Gil, ha asegurado que así se lo comunicó el pasado 20 de agosto la directora general de Calidad e Impacto Ambiental, Matilde Basarán.

En este sentido, ha indicado que el expediente que rechaza la instalación de esta central en Pepino se publicará en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha a principios del próximo mes de septiembre. El documento, al que ha tenido acceso Efe, señala que el proyecto ha sido denegado teniendo en cuenta «el principio de precaución», ya que se considera que la ubicación planteada para la instalación de esta central estaba, según Gil, «demasiado cerca» de la urbanización Gran Chaparral y de los polígonos industriales Valdefuentes y Buenavista de Pepino.

Durante la asamblea, la concejal y portavoz municipal, Carmen Celia Aparicio, explicó que la empresa Valoriza Energía solicitó permiso al Ayuntamiento de Pepino para tramitar el expediente a la Junta con el fin de construir esta central termoeléctrica de biomasa en diciembre de 2010, cuando aún gobernaba el anterior alcalde, Vicente Casitas, de la Agrupación Independiente de Pepino y sus Urbanizaciones (AIPU).

La propuesta provocó el rechazo de los vecinos de esta urbanización, que cuenta con 185 parcelas y «una población flotante» de unas 4.000 personas, lo que quedó plasmado en la constitución de la Plataforma contra la Central de Biomasa Talavera-Pepino.

Su portavoz, José de las Heras, ha puesto de manifiesto su agradecimiento a la Consejería de Agricultura por haber tenido «los pies en la tierra» y rechazar el proyecto, así como al equipo de Gobierno y, especialmente, a los vecinos, que «han luchado hasta el final» para que esta central no se instalara junto a sus casas.