Para visitar las cataratas de Kalandula, primero necesitarás obtener el permiso para entrar en Angola
Para visitar las cataratas de Kalandula, primero necesitarás obtener el permiso para entrar en Angola

Los diez países más difíciles de visitar del mundo

Actualizado:

Gunnar Garfors no es un turista cualquiera. Este noruego de 40 años se convirtió en 2013 en el hombre más joven en visitar todos los países del mundo. Para ser exactos, 198, precisamente el título que puso al libro que escribió para relatar sus aventuras. En 2014 agigantó su leyenda con otro récord mundial: visitó 19 países europeos en menos de 24 horas. Dos años antes había sido capaz de poner el pie en cada uno de los cinco continentes en un mismo día. Desde luego, si alguien sabe de viajes es él.

Sabe de lo bueno y de lo malo, porque este moderno Willy Fog encontró dificultades para acceder a algunos territorios. Los principales obstáculos a los que se tuvo que enfrentar tenían que ver con la disponibilidad del visado, con la situación de seguridad en el país en cuestión y con los propios medios de transporte, no siempre todo lo cómodos que uno desea. A partir de su experiencia creó en su blog personal, garfors.com, una lista con los países más difíciles de visitar del mundo.

Antes de nada, conviene dejar claro que el ránking se basa en sus impresiones personales y no en un criterio científico, de manera que no se trata de una clasificación objetiva. Por eso tal vez te sorprenda que en lo más alto figure Angola, el país al que más le costó ingresar. Según explica Garfors, se exige mucha documentación para conseguir el permiso... y una vez presentada, piden todavía más. Sólo lo logró con una autorización temporal y extraordinaria, lo justo para pisar tierra angoleña y tacharla por fin de su lista.

En el podio también encontramos a Guinea Ecuatorial, por las barreras casi insalvables a la entrada de turistas que impone el dictador Teodoro Obiang; y Eritrea, el único país del mundo con menos libertad de prensa que Corea del Norte. El país gobernado por Kim Jong-un, por cierto, no aparece en la lista porque si bien las libertades están muy restringidas dentro de sus fronteras, visitarlo como turista es relativamente fácil. Cuarto es Arabia Saudí, que no admite mujeres si no es en compañía de un hombre; y quinto Afganistán, uno de los países menos seguros del planeta.

Conseguir un visado no es misión sencilla en Pakistán ni en Libia, sexto y séptimo en el ranking. Si planeas visitar Somalia deberás encontrar antes una de sus escasas embajadas, tarea para la que Gunnar Garfors recomienda Turquía. Antes de entrar en Turkmenistán tendrás que contratar un guía turístico, por supuesto pagando por anticipado. Y el décimo puesto es para Siria, que lleva más de cuatro años envuelta en una cruenta guerra civil. Insistencia, paciencia e imaginación fueron las armas que este bloguero utilizó para cruzar estas complicadas fronteras.