El nuevo LG G6 - AFP PHOTO / Josep Lago

Cámara dual en el «smartphone»: ¿qué es y para qué sirve?

El objetivo que persigue este sistema es muy simple: captar la mejor fotografía. Y, para ello, en vez de un sensor, los móviles con doble cámara funcionan con dos sensores independientes que, a su vez, trabajan juntos para fotografiar la mejor instantánea

Actualizado:

El Mobile World Congress 2017 ha dejado clara cuáles son las tendencias actuales sobre las que los principales fabricantes de «smartphones» centran su estrategia para sobrevivir en un mercado casi saturado. La doble cámara, junto a la «megapantalla», es sin duda una tendencia cada vez más asentada. Pero no nueva.

Barcelona ha sido testigo de la presentación del nuevo Huawei P10 o del LG G6. Ambos «smartphones» cuentan con un sistema de doble cámara, una opción que atrae al usuario por las capacidades fotográficas que ofrece el terminal. Pero, ¿en qué consiste exactamente la cámara dual? Te adelantamos ya que no es para hacer dos fotos diferentes.

El objetivo que persigue este sistema es muy simple: captar la mejor fotografía. Y, para ello, en vez de un sensor, los móviles con doble cámara funcionan con dos sensores independientes que, a su vez, trabajan juntos para fotografiar la mejor instantánea. La diferencia es que no todos los fabricantes incorporan este sistema con las mismas funcionalidades. Es decir, mientras que un terminal con doble cámara persigue abrir el campo de visión otros otorgan al usuario la posibilidad de hacer fotos perfectas incluso en condiciones con poca luz.

Sin ir más lejos, el sistema de doble cámara del Huawei P10 y del LG G6, los últimos en el mercado, no funcionan de la misma manera. El gigante chino ha vuelto en confiar en Leica para su doble cámara, como ya hizo con el P9. Pero esta vez ha incorporado un modo retrato especial, a través de un software específico.

Con un sensor monocromático de 20 Mpx, uno RGB de 12 Mpx, algoritmos de fusión mejorados y apertura f/1.8, la nueva serie P ofrece unas prestaciones fotográficas artísticas y técnicas de calidad excepcional. Al igual que con el P9, mientras que un sensor capta la información monocromática de la imagen, el otro captura la información RGB para combinarlas y ofrecer la fotografía final.

Estas lentes ofrecen versatilidad y capturan los detalles más nítidos, logran un enfoque veloz y la mejor luminosidad en condiciones de escasa luz. Además, el nuevo algoritmo de profundidad de campo permite utilizar el efecto «bokeh» para crear imágenes más definidas y claras, con colores más vivos en el primer plano y un elegante difuminado en el segundo. Dicho efecto natural está disponible en los modos RGB y monocromo y se puede revertir después de tomar la foto.

En el Mate 9, Huawei instaló una cámara Leica dual con sensor RGB (de color) de 12Mpx y un sensor monocromo (blanco y negro) de 20Mpx. El sensor RGB se centraba en captar los colores vivos para poder combinarlos en la imagen final con el monocromo, que se encargaba de reproducir los detalles más sutiles. Incluso en condiciones de baja luminosidad. Así, este «smartphone» superpone la fotografía a color con la de blanco y negro, dando como resultado una muy buena combinación.

El Honor 5 también cuenta con una cámara dual con dos sensores de 12 Mpx; un sensor RGB para capturar colores y un sensor monocromático para el detalle.

Con el G5, predecesor del recién presentado G6, LG también incorporó el sistema de doble cámara trasera (una de 16 Mpx y otra de 8 Mpx) que, combinadas, podían hacer fotografías en modo gran angular de hasta 135 grados, algo impensable con un «smartphone» normal, cuyo campo de visión es casi dos veces menor.

El LG G6 incorpora un gran angular de 125 grados. La diferencia con el G5 es que la doble cámara trasera, es decir, los dos sensores, tienen 13 Mpx, de tal manera que se pueden hacer fotos panorámicas sin perder calidad, algo que las cámaras de teléfonos convencionales no pueden.

Dos tipos de zoom

Fue con el iPhone 7 Plus cuando el sistema de doble cámara se hizo también muy popular. El último terminal de los de Cupertino, presentado en septiembre de 2016, lleva una doble cámara de 12 Mpx con gran angular y teleobjetivo además de zoom de dos aumentos sin perder ni pizca de nitidez. Sin embargo, la capacidad de acercar el foco para fotografiar lo que queremos es especial en este terminal.

Las cámaras tienen dos tipos de zoom: el óptico, el que realiza la misma cámara, y el digital, que depende del software del terminal. En este caso, Apple lo mejoró de tal manera que el zoom digital permite al usuario hacer fotografías con hasta diez aumentos en fotos y seis en vídeo.

iPhone 7 Plus
iPhone 7 Plus- APPLE

Cabe recordar que, en la actualidad, lo máximo que se consigue es un zoom de dos aumentos. Por esta razón, Oppo ha presentado en el MWC 2017 el sistema «5x Dual Camera Zoom» que permite hacer fotografías con hasta cinco aumentos sin perder calidad.

Xiaomi lanzó en verano el Redmi Pro, un terminal con doble cámara trasera centrado en la profundidad de campo. Mientras que el sensor de 13 Mpx de Sony captura las imágenes fijas, el segundo de Samsung, y 5Mpx, capta información de profundidad.

En 2014, HTC lanzó el One M, un «smartphone» con cámara principal de 4 Mpx con tecnología Ultrapixel y sistema Duo Camera Flash LED, que incluía una cámara secundaria de 5 Mpx y angular. Lo que permitía era captar imágenes jugando con la profundidad.

En definitiva, la doble cámara, en función del modelo, permite obtener mejores fotos en condiciones de baja luminosidad, hacer zoom sin perder calidad y capturar imágenes con gran angular.