Apple Store de San Francisco
Apple Store de San Francisco - AFP PHOTO
MOVIMIENTOS DEL SECTOR

Apple compra la «app» Shazam por menos de la mitad de su precio

La compañía de la manzana adquiere por 400 millones de dólares la aplicación, valorada en un millón pero que lleva años registrando pérdidas y le permitirá potenciar sus servicios de música

MADRIDActualizado:

Apple ha confirmado lo que era un secreto a voces desde hace una semana. Shazam, la popular aplicación de reconocimiento de música, será adquirida por el gigante tecnológico como parte de su estrategia para profundizar más en este sector. «Estamos encantados de que Shazam y su talentoso equipo se unan a Apple. Desde el lanzamiento de la App Store, Shazam se ha mantenido de forma muy consistente como una de las apps más populares para iOS. Hoy es utilizada por cientos de millones de personas en todo el mundo, en múltiples plataforma», han afirmado desde Apple a ABC, destacando la buena sintonía de Apple Music y Shazam, que «encajan perfectamente, compartiendo la pasión por descubrir nueva música y por ofrecer magníficas experiencias musicales a nuestros usuarios».

La noticia la adelantaba el mismo portal que se hacía eco de la posible compra, el medio especializado «TechCrunch», que afirmaba que varias fuentes habían confirmado que la transacción se completaría por unos 400 millones de dólares, una cifra por debajo de algunas estimaciones que lo situaban en más de 1.000 millones de dólares. Esta rebaja puede deberse a que Shazam no ha llegado a encontrar un modelo comercial sólido que garantice su futuro, cuestión que podría resolverse con la adquisición de Apple.

Así, desde la app de reconocimiento de música se muestran «complacidos» por el acuerdo. «Shazam es una de las aplicaciones mejor calificadas en el mundo y apreciada por cientos de millones de usuarios y no podemos imaginar un hogar mejor para Shazam que nos permita seguir innovando y entregando magia para nuestros usuarios».

Una compra «a precio de saldo»

Para la compañía de la manzana es una gran oportunidad de adquirir casi «a precio de saldo» una compañía que acaba de atravesar unos años difíciles (4,9 millones de dólares de pérdidas en el 2016 y 22 millones en 2015), pero que no ha dejado de innovar, profundizando, por ejemplo, en la realidad aumentada (en marzo estrenó un servicio que permite escanear objetos para acceder a animaciones y contenidos adicionales, un filón en el mundo del marketing), un campo en el que está muy interesado Apple. Todo ello sin contar que esta maniobra podría venir a potenciar sus servicios de música, mejorar el rendimiento del anunciado HomePod, su altavoz inteligente que está previsto desembarque en los hogares el próximo año.

Apple no es muy dada a las grandes compras, por lo que planea muy bien todos sus movimientos. Ya lo hizo con Beats Electronics en 2014, también relacionada con la música y adquirida por 3.000 millones de dólares. Ahora, Apple compra con Shazam, una aplicación presente tanto para iOS como para Android, por lo que cada vez está más presente en ambos sistemas. «Tenemos grandes planes en mente», han señalado a este diario fuentes de la compañía norteamericana, que se lleva una «ganga» con muchas posibilidades.

Snapchat y Spotify, encima de la mesa

La compañía de Cupertino habría estado en negociaciones por unos cinco meses con Shazam, quien también habría hablado con otras empresas interesadas, como Spotify y Snapchat. Esta compra abre ahora la incógnita de qué pasará con la colaboración de Shazam y Spotify, directa competidora de Apple Music. Ambas obtienen alrededor de un millón de referencias mensuales a través de la aplicación de reconocimiento de música (que enlaza directamente a estas plataformas una vez identifica la canción que busca el usuario).

En el mismo tren se encuentra Snapchat, que actualmente tiene una integración con Shazam donde sus usuarios pueden «reconocer música, comprometerse» con contenido de Shazam, y envíen sus descubrimientos de música y artistas como «Snaps» a sus amigos. «No es de extrañar que estos sean también los tres nombres que se abordaron y discutieron durante la adquisición de la startup», declaran fuentes cercanas a la negociación.