Un iPhone por solo 99 dólares

Actualizado:

Por primera vez en su historia, Apple ha presentado a la vez dos modelos de iPhone. El 5S, con el primer procesador de 64 bits para un teléfono móvil y lector de huella digital, y el 5C, el tan rumoreado iPhone «low cost». Los terminales, subvencionados en Estados Unidos, podrán adquirirse allí desde 99 dólares (el 5C) y 199 dólares (el 5S) con dos años de permanencia con el operador. No se anunciaron los precios para el mercado libre.

Una vez más, la expectación fue máxima. Aunque la atención se repartió en esta ocasión entre dos lugares en dos continentes: el campus de Apple en Cupertino y la recién inaugurada tienda Apple de Kurfürstendamm, en Berlín, donde estaba la mayor parte de la prensa internacional, reunida allí desde hace días para cubrir la feria tecnológica IFA.

Los rumores, como siempre, se venían sucediendo desde hace semanas: se hablaba del iPhone 5S, la nueva versión mejorada del actual iPhone, que incluiría lector de huella digital y una serie de mejoras espectaculares; del iWatch, el «reloj inteligente» de la compañía de la manzana del que se lleva meses hablando y al que, esta vez, se han adelantado firmas como Sony, Samsung o Qualcomm; y del famoso, pero nunca confirmado, iPhone 5C, una versión barata del terminal de la firma de Cupertino.

Al final, sí que hubo iPhone «low cost», el 5C, y un nuevo y mejorado iPhone 5S. El reloj, sin embargo, quedó para mejor ocasión. Como siempre, a la hora en punto. Tim Cook subió al escenario. Y tras hacer el habitual repaso de las principales «stores» de la compañía y referirse al iTunes Festival, anunció que el mes que viene Apple alcanzará los 700 millones de dispositivos iOS vendidos en todo el mundo.

Lo primero fue un repaso de las características y las posibilidades del nuevo iOS7, la nueva versión del sistema operativo de la compañía. Multitarea, Centro de Control unificado, una mejora de las búsquedas de Siri, que ahora incluyen Twitter y Wikipedia… EL iOS7, dijo Cook, está destinado a convertirse en el sistema operativo móvil más popular del mundo. El nuevo sistema operativo, dijo, estará disponible a partir del próximo 18 de septiembre, y podrá cargarse en terminales a partir del iPhone 4 y en tablets a partir del iPad 2 (y por supuesto, en el iPad Mini).

Llega el iPhone 5C

Y llegó el momento más esperado. A los veinte minutos de la presentación, Cook empezó a hablar del iPhone 5. «El año pasado, -dijo- introdujimos un nuevo iPhone y bajamos los precios de los modelos anteriores. Pero no haremos eso este año».

En esta ocasión, aseguró el CEO de Apple, «reemplazaremos el iPhone 5 por dos nuevos modelos».

Los rumores eran ciertos. La pantalla se llenó con las letras iPhone C, un terminal físicamente muy parecido al iPhone, pero con la carcasa de silicona y disponible en cinco colores: Azul, blanco, rosa, amarillo y verde. Fabricados con una nueva técnica que utiliza un armazón de acero reforzado, los nuevos iPhones 5C incorporan una pantalla Retina de 4 pulgadas, un procesador A6 (fabricado por Apple) y una batería mayor que la del iPhone 5.

La cámara trasera es de 8 Megapíxeles con un zoom x3. Y la frontal permite hacer videoconferencias en HD. Pero lo mejor, sin duda, los precios, por lo menos en Estados Unidos. El modelo de 16 GB costará 99 dólares y el de 32 GB, 199 dólares, siempre y cuando se firmen dos años de permanencia con el operador. Habrá que ver a qué precio llega este terminal a Europa. Las fundas de colores tendrán un precio de 29 dólares.

Cabe destacar que sin contrato el móvil no es tan barato. El iPhone 5C de 16 GB sin contrato y desbloqueado por la operadora costará 549 dólares y el de 32 GB 649 dólares.

La hora del iPhone 5S

El segundo dispositivo, como se esperaba, fue el iPhone 5S. «Hay tantas innovaciones en su interior –dijo Phil Schiller- que podríamos estar tres años comentándolas». Oro líquido en pantalla, dijo. El nuevo iPhone llega en tres colores (negro, oro y plata) y está fabricado íntegramente en aluminio.

Incorpora el nuevo procesador Apple A7, SoC ARM 64 bits, el primero con arquitectura de 64 bits en un teléfono móvil. Lo cual, en lenguaje llano, significa que duplica la potencia del procesador anterior y, según Tim Cook, multiplica por cuarenta la que tenía el iPhone original.

Toda esa potencia «extra» se demostró sobre el escenario ejecutando juegos a 64 bits, algo que el terminal hacía hasta cinco veces más deprisa que el modelo anterior con juegos convencionales. Acompañando al nuevo A7, Apple ha incluído en el terminal un «coprocesador de movimiento», llamado M7, que se encargará específicamente de las tareas relacionadas con el giroscopio, el acelerómetro, la brújula, etc…

En cuanto a la autonomía, el nuevo 5S mejora mucho a su antecesor: 250 horas en stand by, 10 horas de conversación o de conexión a internet y 40 horas de reproducción de música ininterrumpidas.

Por lo que se refiere a la cámara, la nueva iSight incorpora un Sensor que es un 15% más grande y una apertura f2.2. iPhone 5S incorpora un estabilizador de imagen automático y es capaz de capturar varias fotos a la vez, seleccionar las zonas más nítidas de cada una de ellas y recomponer después la imagen final.

La nueva cámara permite también grabar vídeos a cámara lenta, a 120 imágenes por segundo (lo que permitirá ralentizar la imagen sin perder la fluidez del movimiento) y a 720p de resolución.

Otra característica anunciada: el sensor de huella digital, oculto tras un fino anillo de zafiro que rodea el botón de inicio. Su nombre es Touch ID y puede usarse tanto para desbloquear el iPhone como para realizar compras en iTunes sin necesidad de tener que teclear cada vez la contraseña.

El sensor, capaz de leer hasta dos niveles de profundidad de la piel, no necesita que se coloque el dedo en una posición específica para funcionar. Basta con apoyarlo encima y la tecnología hace el resto. Las huellas, asegura Apple, no se almacenarán en ningún servidor, ni dentro ni fuera de la compañía. La lectura de doble nivel hace posible, además, que el sensor reconozca nuestra huella incluso si tenemos una herida en el dedo. Es posible grabar más de una huella. Todas ellas quedan almacenadas en el procesador A7.

Los nuevos teléfonos de Apple podrán reservarse en diez países (entre ellos China) a partir del día 20. España, sin embargo, no entra en esa «primera tanda», por lo que habrá que esperar hasta diciembre.