PATENTES Y MARCAS

Cuando el «smartphone» absorbe la energía de otro móvil: una patente de Sony mejora la carga inalámbrica

La Oficina de Patentes y Marcas de Estados Unidos concede a la firma japonesa una patente que podría llevarla a algunos modelos

Cuando el «smartphone» absorbe la energía de otro móvil: una patente de Sony mejora la carga inalámbrica

Los dispositivos móviles han evolucionado sustancialmente en los últimos años, no así tanto sus baterías. Aumentos de sus capacidad y establecimiento de sistemas de carga rápida han sido algunos ingenios de la industria para aumentar la durabilidad de las mismas. Los sistemas de carga inalámbrica, en su mayoría, son meros accesorios que se apoyan en la inducción para transmitir energía.

Pero una solución puede estar cerca. La Oficina de Patentes y Marcas de Estados Unidos (USPTO) ha concedido a Sony una patente (número 20170063431) con fecha del 2 de marzo que describe un método para compartir energía de manera inalámbrica entre dos aparatos electrónicos. La solucitud de registro, titulada «Configuración de transferencia de datos y energía en comunicaciones de campo cercano», corre a cargo de James Richard Milne, True Xiong y Charles McCoy y se presentó en noviembre del pasado año.

El texto se refiere a dispositivos electrónicos, tales como tabletas y teléfonos inteligentes, y se centra en encontrar «métodos y sistemas para configurar una transmisión inalámbrica de energía y datos entre uno o más dispositivos electrónicos de consumo». Este método comprende un sistema para identificar una «pluralidad de sistemas de conexión».

Uno de los métodos en los que Sony está trabajando es la carga inalámbrica entre la antena que transfiere energía de un dispositivo y la antena de otro «gadget», por lo que se estudia si es posible enviar de manera inalámbrica datos cifrados entre ambos dispositivos a través de las antenas y descodificarlos después de que se hayan transferido.

La patente se acompaña de una interfaz gráfica de usuario desde donde se reciben las instrucciones por parte del usuario. En caso de ser factible, un usuario podría tomar su teléfono (por ejemplo, cuando se ha quedado sin batería) y sin tener a mano ni hacer uso de un cargador recargarla sin cables con el permiso de un dispositivo, por ejemplo, el de un amigo.

Existen informes que han sugerido que Apple está cerca de lograr un sistema similar, aunque se desconoce si podría llegar finalmente a un terminal próximamente. De hecho, se habla que el próximo iPhone contará con una tecnología de carga inalámbrica. Recientemente, Apple se unió al Consorcio de Carga Inalámbrica, grupo de empresas que invierten en desarrollar el estándar de carga inalámbrica inductiva Qi.

comentarios