Foto de archivo: usuario navageando en internet
Foto de archivo: usuario navageando en internet - Nacho Trueba Villamil

El 43% de los ciberataques se concentran en las pymes

Según Panda Security, las pequeñas empresas son las que tienen más probabilidad de ser infectadas mediante un malware

MadridActualizado:

Los ciberataques se han convertido en una de las grandes preocupaciones de las empresas, tanto por el robo de datos como el secuestro de los sistemas a cambio de un rescate. Aunque las grandes empresas sean las más visibles cuando se produce una situación de este calibre, según Panda Securitylas pymes son las que tienen mayor probabilidad de ser infectadas con un malware.

El 43% de los ataques a nivel global se concentran en las empresas pequeñas, ya que los cibercriminales aunque prefieren sacudir las grandes corporaciones porque resulta más rentable, son las pymes las que menos invierten en medidas de seguridad.

La empresa de seguridad también alerta que la mitad de los problemas en las medidas de protección yace en comportamientos inadecuados por parte de las persona como descuidos o falta de conocimiento. El problema se acrecienta cuando las cifras arrojan una situación en la que el 60% de las pymes no se recupera tras un ciberataque.

Por ello, no solo hay que proteger a las empresas ante los hackers, sino también ante los comportamientos que provocan esta situación. En primer lugar, usar un antivirus que esté en todo momento actualizado ante los nuevos virus que abundan en la red. Asimismo, se recomienda mantener en todo momento el sistema operativo actualizado, porque suele contener parches que van reparando las brechas de seguridad.

Otra de las recomendaciones es separar las redes personales o los dispositivos ajenos al trabajo separado de los sistemas del entorno laboral, porque de esta manera la vigilancia se atiene bajo previo conocimiento. En cuanto a lo referente a los pagos por internet o envío de material sensible hay que hacer un uso adecuado de encriptación, certificación fiable y plataformas de pago segura.

Por otro lado, si el error que ha desencadenado el ciberataque ha sido humano, hay que ser conscientes que no se puede culpabilizar a los empleados si no ha habido una formación asidua sobre maniobras de contingencia contra los peligros de la red. La educación en este sentido es de vital importancia.

Los usuarios deben emplear contraseñas largas y que incluyan tanto mayúsculas como minúsculas, así como caracteres alfanuméricos. Por otro lado, no es recomendable mantener la misma contraseña más de un año.

Ante la inercia de tener los sistemas secuestrados por cibercriminales, se recuerda que rara vez se da la situación en la que se pueden recuperar los archivos sin hacer un pago a los atacantes. Por lo que, la única solución es tener siempre una copia de seguridad para que los criminales no consigan su propósito.