Activada de nuevo la firma digital de los DNI tras alerta de fallos de seguridad

El posible fallo fue de inmediato analizado con el objetivo de modificar las funcionalidades de esos documentos para garantizar «la máxima seguridad y confidencialidad en la utilización de la autenticación y firma electrónica en España»

MADRIDActualizado:

La función del certificado digital de los DNI electrónicos que fueron expedidos desde abril de 2015 y que hace tres semanas fue desactivada para reforzar su seguridad vuelve a estar operativa, por lo que los afectados podrán actualizar su firma en las oficinas de renovación del documento sin cita previa.

Según informa la Policía Nacional, se han aplicado «las soluciones técnicas necesarias» para que los certificados electrónicos puedan ser actualizados. El pasado 9 de noviembre, la Dirección General de la Policía decidió desactivar la firma digital de los DNI electrónicos expedidos desde abril desde 2015 después de que un estudio de una universidad checa haya alertado de su posible vulnerabilidad como consecuencia de un agujero en los chips empleados.

El posible fallo fue de inmediato analizado con el objetivo de modificar las funcionalidades de esos documentos para garantizar «la máxima seguridad y confidencialidad en la utilización de la autenticación y firma electrónica en España». Los documentos que se vieron afectados son los que tienen el número de soporte posterior al ASG160.000 que fueron expedidos a partir de abril de 2015.

Los titulares de dichos DNI podrán actualizar este certificado digital si quieren en las Oficinas de Documentación sin necesidad de pedir cita previa. La Policía recuerda que durante estas tres semanas de desactivación de la firma digital el DNI ha sido absolutamente válido como documento de identificación (para cualquier tipo de trámite administrativo, mercantil o privado) y como documento de viaje para viajar a los países de la UE.

Además, el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, señaló la semana pasada que no se ha detectado ningún fallo, brecha de seguridad ni peligro con los DNI electrónicos.