entrevista

«La intención de CartoDB es cambiar el mundo»

Sergio Álvarez, cofundador de la «startup» que acaba de recibir una importante inyección económica en una ronda de financiación, detalla a ABC los planes de futuro de esta firma pionera en la visualización geoespacial de datos

Sergio Álvarez, cofundador de CartoDB
Sergio Álvarez, cofundador de CartoDB

Emocionado, pero prudente. Con un horizonte ambicioso y optimista. Y con unos 23 millones de dólares en la cuenta para afrontar los nuevos retos que se les presenta. A sus 29 años, Sergio Álvarez se encuentra, al igual que su socioJavier de la Torre, en un proceso de cambio después de que su criatura, CartoDB, haya recibido una importante inyección económica en una ronda de financiación, que le permitirá apostar por el análisis y mejorar la herramienta; una herramienta basada en código abierto y que permite la visualización de datos geolocalizados, una de la tendencias del mercado de la que son pionero. Desde sus oficinas en el centro de la capital, el diario ABC habla con Sergio, uno de los fundadores de esta «startup» española, con sede en Madrid y Nueva York y que cuenta con unos sesenta empleados («y las que seremos»).

-Deben de estar tirando cohetes después de la nueva ronda de financiación

- Sí, más o menos, estamos muy contentos y muy asustados a la vez.

- Asustados por el reto que se les viene ahora encima…

- Estamos emocionados, pero sí, asustados en la medida de que tenemos que crecer al ritmo que estamos buscando y las expectativas, suben. Tenemos otros retos por delante, queremos hacer cosas nuevas y va a ser complicado.

- Para que mi madre lo entienda, ¿qué eso de CartoDB?

- La idea es que te aproveches del hecho de que todo ocurre en algún sitio. Cojas la información de donde ocurren las cosas, la proceses de manera visual y sencillo, con el fin de tomar mejores decisiones. Así, se pueden extraer las conclusiones y las pequeñas historias que hay detrás de esos datos. Por ejemplo, imagínate que vas a correr y quieres ver lo que has hecho en tu última carrera. De esta forma, puedes saber en qué parte de tu entrenamiento has ido más deprisa o más lento. Lo podrías ver de manera muy visual a nivel personal. Pero a nivel empresarial, tiene un potencial increíble. Mira los bancos. Una de las cosa que pueden hacer es conocer la temperatura económica de las ciudades; cuántas transacciones están haciendo en una calle, cómo cambia eso a lo largo del tiempo. Cuando hay un evento en el estadio Santiago Bernabéu se puede observar cómo hay zonas que la actividad se vuelve más relevante. Tener acceso a esa capa de análisis de dónde ocurren las cosas es algo que da mucha inteligencia a las compañías.

- ¿Al final prima la idea de que una imagen vale más que mil palabras?

- Exacto. La idea es hacer todo ese análisis, pero de una manera muy visual, que es como los humanos entendemos los números, porque si no es mucho más difícil.

- Lo que amplía las opciones de optimizar recursos para las empresas. ¿Por qué en código abierto?

- Creemos que el valor no está tanto en el software sino en el servicio que prestamos. El coste de mantener toda esa infraestructura para una empresa es elevado, porque necesita un equipo para que todo funcione. Nosotros damos todo ese servicio. A parte de eso, era una cuestión estratégica. Muchos gobiernos están apostando por el «open source» y son importantes clientes de la tecnología geoespacial. Cualquier ayuntamiento quiere saber dónde están las cosas, dónde está la gente, sus edificios, los transportes… Todo se reduce a optimizar recursos. Además, otra de las partes era la comunidad. CartoDB es un ecosistema, no es solo un software. Es la idea de que, a parte de que haya mucha gente utilizándolo, hay muchos usuarios mejorándolo todos los días.

-¿Por qué el análisis y visualización de datos se les preste ahora más atención y sea tendencia en el sector?

- El llamado «business intelligence» -la habilidad de transformar datos en información- se utiliza desde hace mucho tiempo. Lo que pasa ahora es que por primera vez en los últimos años la tecnología nos ha vuelto a adelantar. Y, ahora, tenemos tecnologías que nos permiten analizar billones de datos, algo que antes no se podía hacer. En cuanto hemos conseguido tecnología para registrar los procesos de análisis con más cantidad de datos nos hemos dado cuenta que las posibilidades son mucho más grandes. Que por analizar trece billones de puntos nos da unos patrones que antes no se conocía. Podrías detectar, por ejemplo, si un usuario de una plataforma tiene pareja o no en función de sus compras a través de internet. Todo eso es posible porque eres uno más dentro de una muestra amplia. La tecnología, además, se democratiza, se ha vuelto más accesible de implementar y las empresas se han dado cuenta que los datos son clave en la nueva economía. Las compañías que apuestan por los datos se vuelven más efectivas, ahorrar más dinero o ahorrar más dinero.

- ¿Cuáles son los retos ahora para la estrategia de la «startup»?

- Uno de los mayores retos es crear un nuevo mercado. Es un mercado que todavía no está creado, que es el de la democratizar la tecnología. Donde ahora solo hay unas pocas empresas, queremos que haya muchas más llevando los datos a nivel horizontal. Lo hacemos para que la parte de visualización geoespacial se vuelva horizontal en todas las compañías. Lo que antes era una habitación oscura con un tipo haciendo mapas se tiene que volver parte del día a día. A eso nos referimos cuando hablamos de que Excel -software de creación de hojas de cálculo propiedad de Microsoft- es horizontal a las organizaciones, CartoDB debería serlo. Al igual que todo el mundo quiere utilizar hojas de cálculo para cosas básicas porque se trabaja habitualmente con números, en cinco años todo el mundo trabajará con mapas.

- ¿Algún otro?

- Crecer a nivel de infraestructura y apostar mucho por la parte de análisis, que es una de las partes en las que vamos ahora a trabajar. Sobre todo, es conseguir con el análisis lo que hemos conseguido con la visualización. Nunca nos imaginariamos que los mayores medios de comunicación están utilizando nuestro producto. Una de las cosas más bonitas que puede haber en una redacción es que llegue un periodista y diga: «oye, he hecho un mapa». Uno de nuestros objetivos era que todo el mundo quisiera crear mapas y ahora tenemos más de ciento treinta mil usuarios. Lo importante es que conseguir que el periodista que hacía la noticia de quién ha votado en unas elecciones pueda llegar más lejos. Y, en lugar de mostrar que cuántos votos ha recibido el Partido Popular o el PSOE pueda inferir e interpretar ciertas conclusiones. En lugar de saber si ha ganado Podemos queremos que se pueda hacer un análisis más profundo y dar respuestas al porqué.

- ¿Observa un futuro cercano en donde las ediciones digitales de los medios de comunicación exploren nuevas narrativas centradas en los mapas?

- Es como debería ser los medios en realidad. Va a dejar de ser noticia que el PP gana las elecciones en un ayuntamiento, porque todos van a tener acceso a esa información. Ahora, lo que te diferencia como medio no es quién llega antes sino quién llega más lejos. El reto es explicar el porqué de las cosas. Como hay tanta información recopilada, ahora el análisis de datos cobra sentido. Ahora los mapas empiezan a formar parte del día a día de las compañías.

-Entre las opciones de futuro, ¿se plantean una posible salida a bolsa?

- Siempre hemos creído en esto por una idea a largo plazo. Pensamos que esto puede ser grande, grande de verdad. Creemos que puede ser uno de los grandes elementos del cambio para dentro de dos o tres años. Las empresas que cambian las cosas de verdad acaban saliendo a bolsa. La intención de CartoDB es cambiar el mundo. Pensamos que podemos tener mucho impacto, no sabemos si nosotros, trabajamos para que lo seamos, pero la visualización y análisis de datos geoespaciales será una de las cosas que va a cambiar la sociedad. Creemos que esta tecnología es lo que va a determinar más el mundo y va a cambiar más la sociedad.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios