ABC

RODAR

Coches de diseño, Alta Costura sobre ruedas

Los diseñadores de renombre trasladan sus conocimientos del atelier al taller

Hermès se encargó del diseño del vehículo
Hermès se encargó del diseño del vehículo - Bugatti
ActualizadoLeer despuésCompartir David Noriega

Los amantes de la moda podrán identificar el diseñador de una pieza de alta costura por su corte, sus detalles, su color o la esencia que desprende el propio diseño.

Los genios de la moda tienen características que les hacen únicos y que convierten a sus trajes y vestidos en prendas de lujo al alcance de muy pocos. Los más arriesgados se han atrevido a trasladar sus conocimientos de la pasarela a los talleres, para plasmar sus señas de identidad en los coches más impresionantes de las marcas.

No cabe duda de que, de la colaboración entre diseñadores como Lagerfeld, Versace o Carolina Herrera y marcas como BMW, Lexus o Maserati nacen coches de haute couture.

BMW Serie 7 Karl Lagerfeld

El coche tiene elementos de Chanel
El coche tiene elementos de Chanel - BMW

En 1992, el diseñador alemán Karl Lagerfeld decidió diseñar… su propio coche. Así, se puso manos a la obra y encargó a BMW un 750Li Serie 7 que incluía detalles personalizados que recordaban a algunos de los elementos característicos de Chanel, firma de la que el Kaiser de la moda era director creativo, como los pespuntes de sus bolsos en la tapicería de cuero del vehículo, con carrocería en colores gris y blanco.

La idea de Lagerfeld de contar con un vehículo único trascendió de ese modelo. BMW hizo suya la idea y creó su «BMW Individual Manufaktur», una división en la que cada cliente puede personalizar su coche con todo lujo de detalles y la máxima exclusividad. Por su parte, el diseñador ha continuado colaborando con diferentes marcas del motor desde sus diferentes facetas artísticas. Un ejemplo es la exposición de fotografías «A different view», que presentó de la mano de la firma inglesa Rolls Royce, con instantáneas en blanco y negro de modelos como el Ghost y el Drophead.

Lamborghini Murciélago, Versace

El coche de Versace
El coche de Versace - Lamborghini

Salón Mundial del Automóvil de París, año 2006. Lamborghini presentaba un exclusivo modelo de edición limitada a unas 20 unidades, cuyo precio rondaba el millón de euros.

Se trataba de un Murciélago LP640 que no incorporaba ningún avance en el apartado técnico (con motor 6.5 V12 de 640CV), más allá de incluir todas las opciones de equipamiento, pero que destacaba por su diseño y su exclusividad.

¿El motivo? Versace había hecho de las suyas, dotando al modelo de un aspecto lujoso, con tapizados en cuero de napa, asientos en blanco y negro, el logotipo de la casa de moda y carrocería en blanco. Para la ocasión, Versace también diseñó una colección exclusiva de maletas y bolsos en piel de ternero, zapatos y accesorios como cinturones y guantes de conducir y el exclusivo reloj Chrono Matt SoftTouch.

En 2008, Lamborghini lanzó la versión Roadster de este modelo en colaboración con Versace, con el logo de inspiración griega mucho más visible, por ejemplo, en la parte frontal del vehículo.

Bugatti Veyron FBG par Hermès

Hermés se encargó del diseño interior y exterior
Hermés se encargó del diseño interior y exterior - Bugatti
Interior
Interior - Bugatti

En 2008 las casas francesas Bugatti y Hermès se aliaron para lanzar una edición especial, limitada a cuatro unidades, del mítico Veyron, con 1200 CV. Su nombre, FBG, hace referencia a la calle parisina Fauborg Saint Honoré, donde se encuentra la tienda emblema de Hermès. Precisamente, el diseñador Gabriele Pezzini fue el encargado del diseño del súper deportivo.

Para hacerlo, Pezzini optó por combinar el negro y el marrón o el rojo, tanto en el exterior como en el interior, de forma que ambos se vuelven un único diseño, con los tonos de la carrocería integrándose con la tapicería y viceversa. Para el interior, Hermès empleó materiales creados desde cero en sus propios talleres, como el cuero utilizado en el volante, los tiradores o la consola central. El precio de cada unidad alcanzó el millón y medio de euros.

Maserati Quattroporte, Ermenegildo Zegna

Maserati Quattroporte diseñado por el italiano
Maserati Quattroporte diseñado por el italiano - Ermenegildo Zegna

Para celebrar los 100 años del nacimiento de Maserati, la marca de automóviles italiana produjo, en 2014, una edición limitada a 100 unidades de su Quattroporte, con motor V8 de hasta 530 CV. Para su diseño contó con la firma de moda Ermenegildo Zegna, a cuyas telas recuerda, por ejemplo, el exterior en seda platino, con una pintura que incluye pigmentos de aluminio. O en su interior, que combina seda y cuero y está inspirado en los trajes del atelier italiano, y cuenta con detalles en nogal y titanio. El precio de salida al mercado de este modelo rondaba los 206.000 euros.

La colaboración Maserati-Zegna también se produjo a la inversa. Porque, de forma paralela, la firma de moda lanzó una colección de ropa y accesorios que incluía guantes, maleta, chaqueta, zapatos, gafas de sol... con el logotipo del tridente de de Maserati.

Lexus SC430, Carolina Herrera

La obra automovilística de Carolina Herrera
La obra automovilística de Carolina Herrera - Lexus

En el Salón del Automovil de Madrid 2004, la filial española de Lexus presentó una joya única. Se trataba de una versión del roadster SC430, diseñado por Carolina Herrera. La encargada de tal trabajo fue la propia Carolina Herrera hija y el resultado fue un coche del que solo se fabricó una unidad, pero que desprendía la esencia de la firma de moda por los cuatro costados.

Más allá de su firma, que aparecía en varios puntos, como en las llantas o en la parte posterior, la carrocería y el interior de cuero del vehículo eran de un color denominado por la casa como «Testa di Moro», oscuro con destellos rojizos. El rojo, propio de los modelos de CH, destacaba también en los faros o en las maderas rojizas del interior, cuyo techo era de un color caramelo.

En el apartado de especificaciones, este deportivo mantenía el motor V8 de 4,3 litros y 286 CV. Junto a él, se diseñó una línea de accesorios.

comentarios