ABC

RELOJES

Los relojes digitales llegan al sector del lujo

Las grandes casas relojeras se adaptan a la demanda de relojes electrónicos, que aumenta con el auge de los smartwatches

Modelo de reloj híbrido
Modelo de reloj híbrido - Frédérique Constant
ActualizadoBeatriz RoldánBeatriz Roldán ColaboradorSeguirLeer despuésCompartir

Aunque la relojería tradicional no está en peligro de extinción, los relojes digitales experimentan un nuevo auge, propiciado especialmente por la proliferación de smartwatches.

Un reloj digital es aquel que indica la hora mediante números, por oposición al reloj analógico, es decir, el de toda la vida, que lo hace mediante agujas. El funcionamiento de los relojes digitales es electrónico normalmente, si bien existen emuladores informáticos que pueden presentar en la pantalla de una computadora tanto relojes analógicos como digitales.

Reloj digital con diferentes funciones
Reloj digital con diferentes funciones - Michael Kors

Hoy en día la configuración del reloj digital se utiliza casi exclusivamente en los denominados smartwatches, esto es, relojes inteligentes. El smartwatch evoluciona del reloj de pulsera digital para incorporar una serie de funciones y opciones diseñadas para satisfacer las necesidades y exigencias de los usuarios contemporáneos. Los relojes inteligentes son comparables a una agenda personal digital o a un ordenador portátil, con el añadido de que puede también funcionar como un teléfono, pues uno de sus objetivos es facilitar la interacción con el smartphone.

Skagent Skt5000
Skagent Skt5000 - Skagent

En este sentido, los smartwatches permiten al usuario operar con tecnologías inalámbricas, como wifi, bluetooth y GPS, ejecutar aplicaciones, así como guardar, recuperar y sincronizar datos. Además, posee funciones que van desde lo más básico, como calculadora, altímetro, brújula o cronógrafo; hasta lo más complejo, como traductor, juegos, GPS, agenda personal, teléfono, así como una interfaz gráfica que facilita la interacción con el aparato.

No obstante, la mayoría de los smartwatches han devenido relojes híbridos, es decir, relojes con aspecto tradicional, con agujas y todos los demás atributos, pero con funciones «conectadas». Es el caso de los relojes del grupo Fossil, que es quien más ha apostado por esta tecnología híbrida. No obstante, sigue manteniendo modelos digitales como los de esta temporada SS18 de Fossil, Michael Kors o Skagen.

Modelo digital de temporada
Modelo digital de temporada - Fossil

Dentro de la relojería tradicional, algunas marcas han optado por sumarse a este tecnología, en un intento de acercarse al público más joven, que son los principales destinatarios de este tipo de relojes. Es el caso de Frédérique Constant, Alpina, o Montblanc.

Modelo FC-750MC4H4
Modelo FC-750MC4H4 - Frédérique Constant

Frédérique Constant fue el primer fabricante suizo en lanzar en 2015 el Horological Smartwatch poco antes de que otras marcas se lanzaran a la conquista de la relojería tecnológica. Hoy vuelve a ser la primera en combinar un calibre mecánico manufactura con las funciones de un reloj inteligente y, aún más, lo dota de una novedosa función: el análisis del calibre, esto es, un algoritmo que mide la frecuencia, la amplitud y el error de la marcha del calibre automático FC-750 Hybrid Manufacture con fecha ajustable mediante la corona y contador conectado accionado mediante pulsador. Un calibre revolucionario que combina componentes mecánicos y electrónicos protegidos por un escudo antimagnético. Bajo su apariencia clásica, Hybrid Manufacture ofrece funciones de seguimiento de actividad y de sueño, análisis del calibre, hora universal y entrenador dinámico. Disponible en cuatro versiones. Con este modelo entramos en la relojería 3.0.

Presentado en marzo de 2017, el TAG Heuer Connected Modular 45 redefinió las posibilidades en un reloj conectado de lujo: Swiss Made en su totalidad y con un ingenioso concepto modular. El módulo conectado puede intercambiarse con un módulo mecánico (con tres agujas, cronógrafo o cronógrafo con tourbillon certificado por el COSC), lo que ofrece una amplia selección de materiales, colores y combinaciones. El concepto de modularidad también se aplica a las asas, a la correa y a la hebilla. Desarrollado en colaboración con Intel, cuenta con GPS, un sensor NFC para realizar pagos, una pantalla AMOLED de alta definición y una amplia selección de esferas que pueden personalizarse. La última incorporación es el TAG Heuer Connected Modular 41, para las muñecas más delicadas.

Montblanc Summit
Montblanc Summit - Montblanc

Montblanc Summit es un smartwatch de alta gama con un look clásico y Vintage. Combina los códigos de diseño de la alta relojería tradicional, materiales de primera calidad y tecnología de vanguardia. Para dar la sensación de llevar un auténtico reloj en la muñeca, su pantalla está cubierta por un cristal de zafiro ligeramente curvado, una primicia mundial en este tipo de relojes.

Montblanc Summit puede acceder a miles de aplicaciones diferentes en Google Play Store, creando una experiencia a medida para cada usuario en función de sus intereses y preferencias. Además, hay una serie de aplicaciones preinstaladas preparadas para su uso inmediato.

Firmas como Polar, Suunto o Garmin se han hecho con una importante cuota de mercado ya que sus relojes multideportivos, sin pretensiones ni purismos relojeros, ofrecen una funcionalidad extrema y un diseño contemporáneo.

Polar M430
Polar M430 - Polar

Pero volviendo al origen del reloj digital. Fue en 1970 cuando se produjo el primer reloj de pulsera digital con pantalla de LED. Este reloj, cuya autoría se debe a Hamilton Watch Company, fue creado bajo la inspiración del prototipo digital que la firma realizó dos años antes para la película 2001: Una odisea del espacio (1968) de Stanley Kubrick.

A lo largo de la década de 1970, se produjo un fuerte desarrollo de los relojes digitales. La firma japonesa Seiko revolucionó el mundo de la relojería con sus modelos de cuarzo, más económicos y precisos que los viejos relojes europeos y que dio origen a la denominada la Crisis del Cuarzo. Hoy, los relojes digitales de Seiko son de pared, de sobremesa, despertadores y cronómetros de bolsillo digitales, pero no relojes de pulsera.

Otro ejemplo es Casio, que este año lanza el primer reloj de las series 5000 con construcción totalmente metálica, capturando la herencia del primer G-SHOCK de hace 35 años y que tan popular es ahora entre los jóvenes.

Suunto es una de las firmas que saca al mercado modelos deportivos digitales
Suunto es una de las firmas que saca al mercado modelos deportivos digitales - Suunto

Pero curiosamente, la relojería digital se remonta a 1884, cuando se crearon los relojes de bolsillo Pallweber para la compañía IWC con indicación digital de horas y minutos, que este año han sido objeto de homenaje con motivo del 150 aniversario de la firma, que presenta como pieza estrella de su colección Jubilé el modelo Tribute to Pallweber Edición 150 Years, un reloj de pulsera basado en aquellos primeros modelos.

comentarios