ABC

Las mascotas ayudan a curar

El Hospital San Juan de Dios de Barcelona y Purina presentan un informe que recoge los numerosos beneficios de la interacción de perros de terapia con los niños ingresados

MadridActualizado:

El equipo de Child Life del Hospital San Juan de Dios (HSJD) -formado por profesionales del centro que tienen como misión dar apoyo emocional a los niños y sus familias durante su estancia en el hospital- ha impulsado una nueva aplicación para la Unidad de Terapias Asistidas con Animales (TAA): sesiones en streaming de perros con los niños inmunodeprimidos.

En los casos de menores ingresados con medidas de aislamiento, como por ejemplo los que acaban de recibir un trasplante de médula ósea o los ingresados en la planta de oncología que tienen las defensas muy bajas, hasta hace poco no se practicaba la visita de los animales. Ahora, gracias a los avances en las técnicas de TAA, un profesional entra en la habitación donde está ingresado el niño y conecta mediante Facetime con un equipo de la unidad que está ubicado físicamente en otro espacio del Hospital para que, a través de un dispositivo móvil como una tablet, el niño pueda ver el animal e interaccionar con él. Jugando, el equipo de la unidad crea una situación que ayuda al niño a hablar de su enfermedad de una manera indirecta, a manifestar sus emociones y a conectar con el mundo exterior. En algunos casos, simulan en el animal alguno de los cuidados o procedimientos que se le hará al niño para reducir su miedo.

Los perros forman parte del Centro de Terapias Asistidas con Animales (CTAC), y están especialmente preparados para trabajar con niños en el ámbito hospitalario. Según Francesc Ristol, director del CTAC, «la intervención con estos perros abre una ‘ventana’ en el exterior a estos niños y permite prevenir el aislamiento que sufren al tener que estar aislados del exterior durante un periodo de tiempo muy prolongado ayudándoles a llenar esa espera. Siempre que es posible, cuando el paciente sale de la situación de inmunodepresión se encuentra presencialmente con los perros de terapia de CTAC y sus técnicas».

El estudio desprende que el uso de animales puede proporcionar resultados positivos para un paciente siendo la intervención beneficiosa y complementaria al plan de cuidados. Los perros pueden ayudar a los niños a afrontar actividades estresantes como la visita al doctor y la hospitalización, transmitiéndoles seguridad. La colaboración entre el HSJD y CTAC comenzó entre 2009 y 2010, con una prueba piloto con los niños de la unidad de psiquiatría y psicología. Desde entonces las terapias asistidas con perros se han extendido a casi todas las áreas del Hospital y desde 2012 ya está plenamente integrado en el ámbito hospitalario, como en consultas externas (para amenizar y hacer más corta la espera), urgencias (para tranquilizar y distraer a los pequeños), odontología (para tranquilizar y distraer a los niños), etc. Muchas intervenciones se hacen con un objetivo específico, aunque en el Hospital también se organizan actividades en las que pueden ir los niños que lo deseen.

Iniciativa pionera en España

El Hospital San Juan de Dios fue el primer centro hospitalario de España que creó, en 2010, una Unidad de intervenciones asistidas con perros para trabajar, mediante la interacción con el animal, los aspectos emocionales, físicos o sociales de los niños tratados en el Hospital: motivar a los más pequeños en su proceso de recuperación y reducir su estrés. Como decimos, esta experiencia se ha recogido en un informe que el Hospital San Juan de Dios ha elaborado con el apoyo de PURINA para exponer cómo se introdujo y se fueron implantando las intervenciones asistidas en el centro.

En las TAA en las salas de espera, por ejemplo, el equipo del hospital realizó una encuesta con los siguientes resultados: el 86,5% de los padres estaba de acuerdo en que mientras su hijo jugaba con los perros se sentía menos angustiado por el motivo de consulta; el 96,5% consideraba que entraban más relajados a su visita médica tras la interacción con los perros y el 95% coincidía en que el estado de ánimo de los menores mejoraba con los perros. Para Jordi Bosch, director general de PURINA España, «creemos que la presencia de perros de terapia representa una ayuda fundamental para muchos niños ingresados. En otros países como en EE. UU. llevan años con las TAA con excelentes resultados. Cada vez es más evidente que «Juntos la Vida es Mejor» con los animales de compañía en todos los ámbitos de la vida (en el trabajo, en los colegios, etc.) y, especialmente, en los hospitales. Gracias a este informe en el que hemos colaborado queremos dar visibilidad al rol cada vez más relevante que tienen las mascotas en la sociedad».