Vídeo: Estos son los miembros de la Manada

La sentencia de La Manada se conocerá en vista pública este jueves a las 13 horas

La Audiencia Provincial de Navarra ya ha avisado a las partes

La Manada, quién es quién

Consulta la sentencia de «La Manada»

PamplonaActualizado:

Después de 5 meses de espera, ya hay fecha para la lectura de la sentencia de la presunta agresión sexual a una joven en los Sanfermines de 2016, el caso conocido como el de ‘La Manada’. El presidente de la Sección Segunda de la Audiencia de Navarra, José Francisco Cobo dará lectura a la sentencia el próximo jueves 26 a las 13 horas.

Ese día se sabrá si el tribunal, formado por tres jueces, considera que hubo agresión sexual en el portal número 5 de la calle Paulino Caballero de Pamplona cuando la madrugada del 7 de julio de 2016, la presunta víctima denunció haber sido forzada a mantener relaciones sexuales con un grupo de cinco jóvenes sevillanos que en un grupo de whatsapp se hacían llamar «La Manada».

La fiscalía y las acusaciones particulares y populares solicitan penas que suman entre 22 y 25 años de cárcel por un delito de agresión sexual, delito de robo y delito contra la intimidad. Las defensas de los cinco acusados, por su parte, solicitan la absolución de los jóvenes porque consideran que hubo consentimiento por parte de la presunta víctima. Algunas fuentes cercanas al caso consideran que el hecho de que la lectura sea en audiencia pública puede significar que la sentencia sea condenatoria, aunque se desconoce el grado de pena que se les puede aplicar.

Aunque no suele ser habitual en la Sala Segunda de la Audiencia de Navarra, el tribunal ha decidido avisar con tres días de antelación para dar tiempo a las partes a personarse en Pamplona. Tampoco suele ser habitual que este tribunal haga la lectura de las sentencias en vista pública. Sin embargo, el interés mediático que despertó el caso desde el primer minuto y la polémica surgida por la decisión de celebrar el juicio a puerta cerrada ha hecho que los magistrados decidieran hacer la lectura en vista pública.

Según informa el Tribunal Superior de Justicia de Navarra, en la vista pública no estarán presentes los acusados y tampoco se podrán tomar imágenes de la misma. Tan sólo estará el tribunal, los abogados de las distintas partes y los periodistas.

No obstante, todo apunta a que la lectura del próximo jueves no ponga punto final al caso ya que en estos meses de espera todas las partes han mostrado su intención de recurrir. Si salen culpables, las defensas pedirán recurrir para exigir su absolución. Si salen inocentes o con una pena reducida, las acusaciones recurrirán para solicitar que cumplan la pena solicitada por cada una.

Además, si se cumple lo que se ha visto hasta ahora con diferentes recursos presentados por las defensas, es posible que en la sentencia haya un voto particular. Uno de los magistrados ha defendido siempre que no había motivos suficientes para mantener en prisión a los jóvenes si bien no les eximía de posibles responsabilidades.

La Sala Segunda de la Audiencia Provincial de Navarra ya había adelantado, según avanzó hoy el programa Las Mañanas de la 1, que avisaría a las partes con 48 horas de antelación.

La Sala estaba pendiente de decidir sobre si se hacía entrega personal de la sentencia a todas las partes reuniéndolas en un despacho u oficina de la Audiencia Provincial o realizaría una lectura para las partes y los periodistas en una vista pública. Finalmente será en vista pública, según han confirmado a ABC fuentes cercanas al caso.

La presunta agresión sexual de La Manada es uno de los casos que más expectación ha levantado en España en los últimos años. La sentencia acumula ya una espera de casi 5 meses desde que el 28 de noviembre quedó visto para sentencia. Esta tardanza no ha hecho más que alimentar la expectación por la repercusión que tuvo el caso, en plenos Sanfermines, y por la presunta participación de cinco personas.

A su vez, esto provoca que los tres jueces que conforman la Sala Segunda quieran ser muy minuciosos en la explicación de la sentencia, por lo que se prevé que sea extensa. Además, se baraja la posibilidad de que haya un voto particular, lo que alarga el tiempo de redacción de la sentencia. En los diferentes recursos anteriores presentados por las defensas para que sus clientes fueran puestos en libertad provisional el magistrado Ricardo González siempre se mostró favorable a esta posibilidad, al contrario de lo que pensaban sus dos compañeros de la Sala Segunda.