Reunión del papa Francisco con 34 obispos chilenos para abordar los casos de abusos a menores en el país
Reunión del papa Francisco con 34 obispos chilenos para abordar los casos de abusos a menores en el país - EFE

El Papa despide a los obispos de Chile y les agradece su «plena disponibilidad para todos los cambios»

Les invita a ponerse «al servicio del Señor en el abusado»

Corresponsal en el VaticanoActualizado:

Al cabo de tres días de encuentros en el Vaticano, el Papa Francisco se ha despedido el jueves de los 34 obispos de Chile entregándoles una carta en la que agradece «la plena disponibilidad que cada uno ha manifestado para adherir y colaborar en todos aquellos cambios y resoluciones que tendremos que implementar en el corto, medio y largo plazo, necesarias para restablecer la justicia y la comunión eclesial».

El texto parece indicar que todos los obispos que han encubierto abusos sexuales de sacerdotes o han sido negligentes en el esfuerzo por erradicarlos han presentado ya su renuncia.

En su breve carta, el Papa señala que «a la luz de estos acontecimientos dolorosos respecto a los abusos -de menores, de poder y de conciencia-, hemos profundizado en la gravedad de los mismos así como en las trágicas consecuencias que han tenido particularmente para las víctimas».

Refiriéndose a las víctimas que recibió en su viaje a Santiago de Chile y en el Vaticano, Francisco añade que «a algunas de ellas yo mismo les he pedido perdón de corazón, al cual ustedes se han unido en una sola voluntad y con el firme propósito de reparar los daños causados».

El Papa se despide enviándoles de nuevo a Chile «a seguir construyendo una Iglesia profética, que sabe poner en el centro lo importante: el servicio a su Señor en el hambriento, en el preso, en el migrante, en el abusado».

Poco antes, el secretario general de la Conferencia de Obispos de Chile, Fernando Ramos, había manifestado que los 34 obispos estaban «muy satisfechos», de las cuatro reuniones celebradas a lo largo de tres días.

Según Ramos, están «muy esperanzados por cómo han sido estos encuentros de diálogo con el Papa, después de las indicaciones sobre las que nosotros pudimos reflexionar, rezar, conversar… en un proceso de discernimiento».

A su vez, el investigador de la Congregación para la Doctrina de la Fe, Jordi Bertomeu -colaborador del arzobispo Charles Scicluna en las entrevistas a 64 víctimas de abusos y en la elaboración de un informe de 2.300 páginas para el Papa-, ha manifestado su confianza en que «habrá medidas concretas a corto plazo».