Acto en Madrid contra la mutilación femenina genital
Acto en Madrid contra la mutilación femenina genital - Isabel Permuy

La mutilación genital femenina aumenta el riesgo de desarrollar una enfermedad mental

Casi el 20 por cientode las mujeres jóvenes con una edad promedio de 32 sufren de trastornos de estrés postraumático

Actualizado:

La mutilación genital femenina (MGF) aumenta el riesgo de desarrollar una enfermedad mental, según ha puesto de manifiesto un estudio pionero llevado a cabo por el investigadores de la Universidad de Konstanz (Alemania) y que ha sido publicado en la revista «BMC Psychiatry».

El trabajo se ha llevado a cabo en la región somalí de Etiopía entre los somalíes, amhara y oromo, todas las culturas que practican la mutilación genital femenina en diferentes niveles de gravedad, observándose que las mujeres afectadas padecen traumas mentales y físicos.

Estas consecuencias son particularmente graves en mujeres sometidas a las formas más invasivas de MGF (tipo II/III) y, según el trabajo, casi el 20 por ciento de las mujeres jóvenes con una edad promedio de 32 sufren de trastornos de estrés postraumático. Asimismo, los investigadores observaron que las personas que también estuvieron expuestas a otras amenazas para sus vidas y su bienestar físico sufren formas particularmente severas de trauma.

Del mismo modo, los investigadores han comprobado que en mujeres que habían sido sometidas a formas graves de MGF, las tasas de cortisol se incrementaron, y que la densidad de cortisol era más alta de lo normal en mujeres que habían sufrido esta mutilación cuando eran bebés.