El Padre Antonio Soler
El Padre Antonio Soler

Felices FiestasEl prolífico padre de los villancicos más populares de Nochebuena

El religioso y músico español del siglo XVIII Antonio Soler compuso más de 130 villancicos

MADRIDActualizado:

Millones de españoles se desearán Felices Fiestas entonarán esta Nochebuena villancicos populares como «Los peces en el río», «El tamborilero» o «Hacia Belén va una burra», sin saber posiblemente que deben todas estas canciones a un modesto religioso español que vivió en el siglo XVIII.

Antonio Soler compuso más de 130 villancicos en su vida, algunos de los cuales han perdurado de generación en generación durante más de dos siglos. «Muchos de nuestros cantos populares se deben a él y a su inagotable talento», explica Francisco José Gómez en su «Breve historia de la Navidad».

Nacido en Olot en 1729, Soler apenas tenía seis años cuando ingresó en la Escolanía de la Abadía de Montserrat (Barcelona). Allí inició sus estudios de música y órgano.

Gómez relata cómo tras ser ordenado sacerdote en 1732, fue nombrado maestro de capilla de la catedral de Lérida y posteriormente organista y director de coro del monasterio de San Lorenzo de El Escorial. Soler pertenecía ala comunidad jerónima.

En El Escorial fue alumno de José Nebra y del compositor de la Corte Domenico Scarlatti, que fue maestro de música de Bárbara de Braganza e influiría notablemente en el «padre Soler».

Soler impartió clases al infante Gabriel de Borbón, hijo de Carlos III, y sumó a sus labores la composición de música sacra para los oficios. «En el momento de su muerte, en diciembre de 1783, había escrito más de cuatrocientas obras, de las que al menos trescientas eran de carácter religioso», señala Gómez.

Lamentablemente gran parte de su obra se perdió bien porque no había sido recogida por escrito o porque fue destruida por las tropas francesas durante la invasión de 1808 en la que tomaron El Escorial.

«Su impronta en nuestra cultura es muy importante», subraya el autor de la «Breve historia de la Navidad», que recuerda que el padre Soler «es el máximo representante de la escuela española de música para teclado del siglo XVIII» y se le considera el mayor experto en teoría musical en España.

«Sus escritos en este campo, bajo el título "Llave de la modulación y antigüedades de la música" (1762), se convirtieron en obras de vanguardia, que suscitaron polémicas en las que tomaron parte los principales músicos españoles de la época», cuenta el historiador de la Navidad.

Nuestro más fecundo compositor navideño fue la principal figura musical española del siglo XVIII.