ABC

Diseñan una camiseta inteligente para medir el nivel de estrés de los trabajadores

Una empresa española participa en la confección de «Stay Active»

MADRIDActualizado:

¿Cuántas veces en el trabajo ha sentido la necesidad de hacer una pausa, de estirar las piernas, cambiar de postura o simplemente tomar aire debido al estrés que le imponen sus tareas? Pero, más importante aún, ¿cuántas veces realmente se ha detenido cuando el estrés de lo exigía?

Ahora, una camiseta le avisará cuando las variables de su organismo indiquen que es momento de parar. Y es que el estrés no es un problema menor. De hecho, en 2010, la Comisión Europea informó de que el coste del estrés relacionado con el trabajo fue de 20.000 millones de euros anuales y algunos estudios señalan que entre el 50 y el 60 por ciento de todos los días de trabajo perdidos están vinculados al estrés.

La camiseta inteligente que mide el estrés de los trabajadores, «Stay Active», es resultado de un proyecto europeo encabezado por empresas españolas como Teamnet y Eurecat, centro tecnológico que ya ha diseñado camisetas para que los conductores no se queden dormidos al volante, para que los futbolistas midan su desempeño en la cancha o, incluso, para los actores de Cirque du Soleil.

En este último caso juegan también con el diseño, de modo que la tinta impresa en la tela, que actúa como un cable y traslada energía eléctrica (como habitualmente lo haría un cable), tiene llamativas luces.

Desde luego, a su puesto de trabajo no es necesario que vaya con una camiseta luminosa. Para estos casos se recurre a la tinta invisible. «Es una camiseta normal y corriente, los sensores no se ven y los materiales que utilizamos son poliéster, algodón y algo de acrílico, es decir, que permiten el lavado», explica Miquel Rey, director general de negocio de Eurecat, que asegura que el último reto es convertirla en un producto de consumo, es decir, abaratarla (ahora su coste es de unos 300 euros) para que no sean solo accesibles para grandes empresas, por ejemplo, del sector del automóvil, ferroviario o aeronáutico donde es necesario trabajar con mucha precisión y concentración durante varias horas.

«La idea es garantizar la calidad del puesto trabajo y muchas empresas con gente cualificada en grandes líneas de producción nos transmitieron esta necesidad una vez que nosotros habíamos conseguido, primero, utilizar el textil como un medio de transporte, y luego, cambiar el cableado por las pistas impresas».

ABC

El resultado en el caso de «Stay Active» es una camiseta que mide el ritmo cardiaco, la presión sanguínea y la temperatura corporal. «De hecho, mide la temperatura de partes concretas del cuerpo, por ejemplo, de las lumbares o de cualquier otra área donde el trabajador tenga problemas. También puede darle consejos a los diabéticos. Las posibilidades son casi infinitas y dependen del puesto», explica Rey.

Los sensores de la camiseta transmiten por bluetooth información a un ordenador que la recoge, la convierte en gráficos y la transforma en un «email» para el usuario, que le dice: «Levántate», «cambia de postura», «llevas más de una hora y media con niveles de presión sanguínea altos», «bebe agua», «haz una pausa de cinco minutos» o «date un paseo»...

Los consejos pueden ser muy variados y también se ajustan al tipo de trabajo que se desempeñe. Rey aclara que la información que se recoge de los trabajadores es analizada por médicos que monitorizan y así mejoran las recomendaciones.

Pero en el futuro, quieren ir a más y diseñar no solo una camiseta nos de la voz de alarma cuando estamos muy estresados sino también cuando, por ejemplo, hagamos deporte y deseemos saber cómo ha ido el entrenamiento o cómo ha evolucionado una lesión y también, como en trabajo, cuándo es momento de parar.