Tormenta en Madrid
Tormenta en Madrid - Oscar del Pozo
Meteorología

Una depresión atlántica trae más tormentas para toda la semana

Los chubascos serán generalizados, pero más intensos en el norte y noroeste peninsular

MadridActualizado:

El anticiclón se resiste y esta semana las tormentas serán la tónica dominante, con mayor probabilidad de que ocurran y de que sean más fuertes en el norte y noroeste peninsular, según advierten desde la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). La razón hay que buscarla en una nueva depresión que se está formando en el Atlántico, frente a las costas de Portugal, y que se dirige hacia el sur, aunque este miércoles cambia de rumbo y vuelve hacia el golfo de Cádiz, empezando a afectar a la Península.

Esta depresión atlántica es lo que en meteorología se conoce como DANA (Depresión Aislada en Niveles Altos). Se trata de una pequeña baja en niveles altos que favorece la convección, es decir, los movimientos ascendentes. Así, el aire cálido y húmedo de niveles bajos sube a niveles altos, se enfría y se condensa y se forman nubes de mucho desarrollo vertical, que son las típicas nubes que dan lugar a tormentas y chubascos fuertes, explica Delia Gutiérrez, portavoz de Aemet. «Es una situación relativamente frecuente en primavera, y tampoco es muy distinta a lo que hemos tenido el fin de semana pasado», insiste Gutiérrez.

La nubosidad y las precipitaciones comenzarán este miércoles por el suroeste peninsular, pero donde se espera que se produzcan tormentas fuertes es en la cara sur de los sistemas montañosos del norte peninsular, en una franja que va desde Galicia a Aragón. «Ahí es donde probablemente mañana miércoles se formen las tormentas más fuertes», afirman desde Meteorología.

A partir del jueves, el riesgo de más precipitaciones y tormentas, quedará en zonas del norte y, sobre todo, del noroeste peninsular. Sin embargo, «lo típico de estas depresiones es que tienen un movimiento errático, así que los modelos no lo predicen bien del todo. A priori, la zona más inestable va a ser el noroeste peninsular, pero el resto no queda libre de que caigan tormentas y no se descarta que esta baja pueda desplazarse hacia otras zonas», advierte Gutiérrez. En cualquier caso, «serán chubascos intensos, muy localizados y de corta duración, que es lo característico de este tipo de situaciones».

Avisos activos

De momento, hay activos avisos de color amarillo para este miércoles en comarcas de Galicia, Asturias, Cantabria y de las provincias limítrofes de Castilla y León. El jueves está activado el aviso en la comarca sur de Badajoz, pero es probable que se activen más a medida que vayan pasando las horas. Desde Meteorología aconsejan estar atentos a los avisos, porque pueden ir cambiando.

La duración de esta situación tampoco está clara. «La situación de bajas presiones, de cierta inestabilidad en las capas altas, parece que se mantiene para el fin de semana y para principios de la semana que viene. No se ve un cambio hacia una situación anticiclónica, de mucha estabilidad».

En cuanto a las temperaturas, éstas sufrirán ligeras oscilaciones. «Estamos teniendo unas temperaturas que son relativamente altas para la época del año en la mitad norte peninsular y, en cambio, más bien bajas para la época en la mitad sur», cuenta la portavoz de Aemet. Se prevé para este miércoles un ascenso bastante generalizado, con temperaturas que llegarán a estar por encima de los valores normales en casi toda la Península, salvo en el extremo suroeste, porque por ahí ya estará entrando la nubosidad.

Bajan las temperaturas

Pero no durará mucho y mañana miércoles será probablemente el día más cálido de toda la semana, y después la tendencia será al descenso y a que queden las temperaturas algo por debajo de los valores normales. Así, el miércoles, la zona con temperaturas más altas será el extremo sureste, donde podrán rozar los 30º. En el resto del centro y sur peninsular, estarán alrededor de 25º, y en el norte peninsular la situación será parecida, salvo en zonas altas donde no llegarán a 20º.

Jueves y viernes las temperaturas descenderán y luego se mantienen. Así, el viernes las temperaturas más altas se van a dar en toda la franja próxima al mediterráneo, en el valle del Ebro y las provincias costeras que estarán en torno a 28ºC. En los dos tercios restantes del país hacia el oeste, los valores estarán en general por debajo de 25º y por debajo de 20 en muchas zonas de la meseta norte. Entre el miércoles y el viernes el descenso estará en torno a los 4ºC, sobre todo en el interior y noroeste peninsular, mientras que en la franja mediterránea y en el extremo sur casi no varían.

Además, desde Meteorología explican que los vientos que esta depresión trae en su franja delantera vienen de África, por lo que podría llegar, sobre todo a partir del jueves y en zonas mediterráneas, algo de polvo en suspensión.