Cajas de plástico de frutas y verduras sustraídas por la policía. ABC

Las cajas de plástico reutilizables para fruta generan un impacto ambiental 25% menor que las de cartón de un solo uso

Un estudio concluye que las cajas de plástico podrían ahorrar 785 millones de kilos de emisiones de CO2

MadridActualizado:

Las cajas de plástico reutilizables para fruta y verdura generan un impacto ambiental menor en un 25 por ciento que las de cartón de un solo uso, según un estudio elaborado por la Cátedra UNESCO de Ciclo de Vida y Cambio Climático para la Asociación de Operadores Logísticos de Elementos Reutilizables Ecosostenibles (ARECO).

El estudio, dirigido por Pere Fullana, es el primer trabajo que compara las principales opciones de distribución de frutas y hortalizas en España mediante el análisis de ciclo de vida (ACV).

En concreto, analiza seis categorías diferentes de impacto ambiental y concluye que en cinco de ellas las de plástico reutilizables tienen un mejor comportamiento ambiental que las de cartón de un solo uso y en la sexta los resultados son prácticamente equivalentes.

De este modo, añade que el uso de este tipo de cajas de plástico reutilizables podría ahorrar en todo su ciclo de vida 785 millones de kilos de emisiones de CO2 al año, el 0,24 por ciento del total de emisiones directas de España.

Los resultados instan a efectuar la elección de un tipo de envase u otro según criterios científicos como el análisis de ciclo de vida para el mercado concreto y no solo en función de las características del material o de situaciones de mercado ajenas.

El objetivo del estudio, que ha sido promovido por ARECO, era obtener información sobre el impacto ambiental asociado a la distribución de frutas y verduras en el mercado peninsular comparando ambas soluciones de embalaje.

El estudio revisa otros ya existentes y la adaptación de los mismos a la realidad española así como actualizar el estudio que realizó la Universidad de Stuttgart para la fundación alemana Stiftung Initiative Mehrweg (SIM) en 2009. El estudio ha sido posteriormente revisado por un panel de expertos independientes de la Universidad de Cantabria, de la Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR) y del Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT).

En concreto, se han comparado las cajas de cartón de un solo uso, que se reciclan en un 80 por ciento con las cajas de plástico reutilizables que emplean en logística inversa y lavado de los envases y que se reciclan en un 100 por cien al final de su vida útil.

El trabajo analiza dos escenarios posibles: uno conservador, que da diez años de vida útil y 10 rotaciones al año a estos envases, y uno técnico, que permite una vida útil de 15 años y 10 rotaciones por año. También señala las que se necesitan para distribuir 1.000 toneladas de fruta y verdura en cajas de cartón de un solo uso o bien las cajas de plástico reutilizables.

Para transportar estas 1.000 toneladas en cajas de plástico se necesitan 66.667 cajas, por lo que en el escenario conservador se podrán realizar 6,66 millones de llenados.

El estudio concluye que en todas las categorías de impacto analizadas las cajas de plástico tienen un mejor comportamiento ambiental que las de cartón y los resultados agregados observan que el consumo de energía de fuentes renovables y no renovables es inferior en el caso de las cajas de plástico, lo que está estrechamente asociado a un menor consumo de materiales de origen renovable y no renovable en su conjunto que las de cartón.

Igualmente, el estudio escala la diferencia entre las cajas de cartón de un solo uso y las de plástico reutilizable desde la unidad funcional aplicada al total de cajas movilizadas para la distribución organizada en España durante un año (aproximadamente 550 millones de llenados) y concluye que el impacto sobre la categoría más influyente, el Potencial de Calentamiento Global (PCG), supondría un ahorro anual de 785.239.967 kg de CO2 (teniendo en cuenta el escenario conservador de 10 reutilizaciones al año). Esto supone un 0,24% de las emisiones directas generadas por España en un año.