Sociedad

Sociedad

El talento científico y creativo «made in Spain» se moviliza

Día 03/12/2012 - 14.37h
Temas relacionados

Jóvenes españoles residentes en Londres organizan sus propias redes profesionales

La próxima primavera, la Asociación Europea de Agencias de Comunicación lanzará una campaña en varios países europeos, incluido España, con el logo «Este no es mi futuro». Diseñada por M&C Saatchi, pretende derrotar el fatalismo y promover el espíritu emprendedor entre la juventud europea. Según explica Moray MacLennan, responsable de la conocida agencia de publicidad, «queremos que la gente joven diga: no seré víctima del pesimismo de otros, controlaré mi futuro». Sin haber visto la campaña, varios jóvenes españoles han decidido ponerse manos a la obra.

Cuando a primeros de octubre salió a la luz el Círculo Creativo London, llegaron a 6.500 personas vía Facebook en un solo día. Esta plataforma de «co-working» aspira a elaborar el primer directorio de creativos españoles residentes en el Reino Unido. «Nos esperábamos que hubiera una espantada general al ver algo sobre españoles hecho por españoles, pero nos hemos encontrado un enorme deseo de cooperación, de hablar de tu trabajo en tu propia lengua, y de compartir proyectos», nos explica Belén Balado, de 28 años. Tras cinco años en el «Diario de Pontevedra», llegó a Londres en febrero, donde trabaja como «shop assistant» en una tienda de moda mientras mejora su inglés y surgen proyectos creativos.

En ciudades como Londres no hay tiempo para estar parado. En dos meses, les ha contactado un centenar de profesionales españoles residentes en Londres. Son los fotógrafos, ilustradores, arquitectos, creativos, diseñadores gráficos o artistas que se concentran en los barrios «modernos» del Este de Londres. Casi 60 comparten ya su perfil profesional en www.circulocreativolondon.com, diseñada por el propio equipo fundador: además de Belén, su pareja, Pablo Amade, y Manu Sainz de los Terreros, pamplonés de 34 años.

Contactos profesionales

Su afán es ofrecer información útil a los creativos, habilitar un espacio que facilite los contactos profesionales y, de paso, «ensalzar la marca de la creatividad española», explica Amade. Ha regresado en enero a Londres, ciudad en la que estudió diseño gráfico en Saint Martins, tras tres años trabajando en publicidad en España. «Hay que cortar con el pensamiento depresivo, nos interesa la verdadera realidad de la creatividad, no solo la gente consagrada sino todo el talento que se esconde en estos momentos detrás de los fogones de un McDonald’s», defiende.

Ya tienen 400 seguidores en Facebook y su web, aún en evolución, recibe unas 200 visitas diarias. Así avanza el tejido creativo: en red, sumando esfuerzos individuales, sin esperar a que llegue una subvención. «No hay excusas para no moverte, por ahora solo hemos gastado las 40 libras que nos costó registrar el dominio», explica Manu, que lleva cinco años trabajando en Londres como editor audiovisual. «A Londres vienes por necesidad creativa, no necesariamente por huir de España, aquí se valora tu trabajo, no hay tanto miedo a equivocarse y tener un jefe más joven que tú es normal», añade.

El talento científico y creativo «made in Spain» se moviliza
D. S.
María Serrano, investigadora

En un ámbito profesional diferente, María Serrano (34 años), investigadora en inmunología oncológica en el University College de Londres, encuentra en Londres la mentalidad y el afán investigador que no ve todavía en España. «La investigación no es una cosa de sabios ni un capricho, es una cosa importante en la que todo el mundo puede colaborar», nos explica. Le gusta la tradición de las conferencias públicas o «public lectures» en las que se difunde el conocimiento científico. Y admira la costumbre de donar a fundaciones para que la investigación avance. «Aquí entienden que la investigación que no da resultados también es necesaria, y que la responsabilidad no es de los gobiernos sino nuestra», destaca.

Cervezas y ciencia

Es vicepresidenta de Científicos Españoles en el Reino Unido (CERU), una plataforma para fomentar el diálogo entre instituciones de Investigación, Desarrollo e Innovación de España y Reino Unido. La semana pasada, esta asociación -creada en julio de 2011 y formalizada este verano con el apoyo del Consulado de España y de la Fundación Ramón Areces- tuvo su puesta de largo coorganizando un seminario en la prestigiosa Royal Society. El CERU nació reuniendo a diez personas en torno a unas «cervezas para la ciencia».

Ahora tienen 200 miembros afiliados. Y son mucho más que un colectivo de científicos expatriados. Serrano llegó al Reino Unido en 1996 para estudiar patología celular en Bristol. «Cuando me vine dejé la ciencia española en la Edad Media, en este tiempo se crearon centros importantes, pero ahora con los recortes llueve sobre mojado porque estábamos a años luz», se lamenta. Pero, con una energía admirable, ha decidido también que ese «no es su futuro». Y ha decidido luchar porque España «no se quede descolgada» de la colaboración científica europea.

Un 27% más de españoles entre 2009 y 2012

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue ABC.es en...

Lo último...

El tiempo...

Últimos vídeos

El FBI libera a 105 menores víctimas de explotación...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.