FOTOLIA

¿Cuándo se debe administrar la epidural?

Ni antes ni después; la inyección para aliviar el dolor se debe poner cuando lo solicite la mujer que está de parto

Actualizado:

¿Cuál es el mejor momento para poner la epidural? Después de sesudas investigaciones la respuesta es… cuando lo pida la mujer que está a punto de dar a luz. Lo dice una revisión sistemática de estudios, publicada en «The Cochrane Library», que ha comparado el uso de la epidural, tempranas o tardías, y que ha visto que tienen efectos muy similares.

La epidural es una anestesia local cuyo efecto es causar un alivio en el dolor y que se administra en forma de inyección en la columna vertebral. Se ofrece habitualmente a las mujeres que van a parir que algo que les alivie alivio del dolor. Sin embargo, estudios previos han sugerido que el momento en el que se pone puede prolongar la duración del parto, además de aumentar las probabilidades de necesitar una cesárea.

«El momento adecuado para administrar la epidural es cuando la mujer solicita el alivio del dolor», asegura el investigador principal, Ban Leong Sng, del Hospital Infantil KKH (Singapur). «Si la solicitan pronto, las evidencias no nos ofrecen una razón de peso para negarla».

Temprano o tarde

Los investigadores revisaron los datos de nueve estudios que incluyeron a 15.752 madres primerizas que fueran asignados al azar a grupos de epidural «tardía» o «temprana». Cuando se analizaron los resultados, aquellas del grupo de epidural «temprana» no tenían ni más ni menos probabilidades de necesitar una cesárea que las del otro grupo. Tampoco el hecho de administrar la epidural antes o después tuvo incidencia en la necesidad de un parto asistido con fórceps o aspiración.

Tampoco los investigadores encontraron ningún efecto de la epidural «temprana» en cuanto a la duración del parto. «No podemos descartar la posibilidad de que aliviar el dolor con la epidural antes pueda conducir a un parto más breve», reconoció Sng.

.