Real Madrid

Zidane, cuando los empates no le valen

El francés subraya que ama conquistar la Liga, ser el mejor en 38 jornadas; asume que para repetir tiene la obligación de ganar cada partido:

Zidane, cuando los empates no le valen

Zidane hace borrón y cuenta nueva. Habla al vestuario y observa que no necesita poner a sus pupilos en alerta. Su estado físico es admirable. El genial Marco Asensio, el mago Isco, el sancionado Cristiano, todos lo están. No hay un atisbo de confianza. Los jugadores saben que deben olvidarse de sus títulos frente al Manchester y el Barcelona, porque hoy parten de cero para atacar el campeonato más duro, treinta y ocho jornadas en las que solo vale vencer en cada partido. Los nuevos integrantes de la plantilla escuchan palabras que nunca habían meditado: en el Real Madrid, empatar es perder. Y el entrenador advierte que muchos adversarios, como el Deportivo esta noche, saldrán a mantener el resultado inicial. Pepe Mel lo reconocía hace unas horas.

El francés advierte a sus hombres que la Liga se gana en estos campos, como el de Riazor, con menos foco mediático que los clásicos; la plantilla lo tiene asumido
Zidane argumenta ante su plantilla que la Liga se conquista en estos partidos, con menos foco mediático que los clásicos la Champions. Deberán emplearse a fondo ante enemigos que harán del esfuerzo su lema y del cerrojo su máxima expresión. «El objetivo es intentar mejorar porque sabemos que este año será más difícil», analiza el responsable del campeón, un hombre que ensalza la relevancia de obtener el campeonato español: «De largo creo que ganar la Liga fue lo mejor que me ha pasado en mi carrera. Es un título muy complicado y ganarlo en la última jornada después de 38 partidos fue excepcional».

Asensio jugará hoy en el segundo tiempo. Isco comienza como titular en un 4-4-2 fijo, con Bale y Benzema en ataque
No. Ver esa regularidad en el equipo es fantástico. Celebrar la Champions, el Mundial o las dos Supercopas es especial, pero la Liga es particular». Hoy, Isco será titular y Asensio saldrá en el segundo tiempo. Bale y Benzema rematarán en punta el 4-4-2, el sistema fijo que ha elegido el entrenador como el más conveniente. Los hechos, los títulos, se lo han demostrado. El el idóneo. Meta: solo vale ganar.

El francés matiza sus declaraciones respecto a los árbitro y los comités, cuando dijo que «ahí pasa algo». Advierte que nunca criticó a los colegiados. «Yo no me he quejado de los árbitros. Fue algo puntual. Dije que la sanción a Cristiano me parecía excesiva».

Toda la actualidad en portada

comentarios